Los primeros esquiadores Ingleses aterrizan en LLeida

Los primeros 400 esquiadores británicos, de los 16.500 que el operador Neilson Thomas Cook tiene previsto trasladar este invierno a las estaciones de Andorra han llegado este lunes al aeropuerto de Lleida-Alguaire

Los dos vuelos chárter que han trasladado a los esquiadores, con una ocupación del 85%, han tomado tierra con 15 minutos de adelanto sobre el horario anunciado, procedentes de Manchester y Londres. Son los primeros vuelos, pero las Administraciones catalanas quienes asegurarse de que no sean los últimos, ya que los operadores turísticos son la esperanza de este aeropuerto, que no pasa por su mejor momento

Los pasajeros, informa EL Pais, entre los que abundaban las familias con niños, se han mostrado sorprendidos por la cantidad de informadores que han asistido a su llegada y por la funcionalidad de las instalaciones. No es de extrañar que todo estuviera en su sitio: el aeropuerto incluso realizó dos ensayos generales (con estudiantes y jubilados) para asegurarse de que nada pudiera enturbiar el viaje de los esquiadores.

Los operadores turísticos son precisamente la esperanza de supervivencia para estas instalaciones, que no han logrado demasiado éxito con las aerolíneas comerciales y que actualmente solo cuentan con un vuelo semanal, subvencionado de Air Nostrum, después de la marcha de Pyrenair, Vueling y Ryanair.

LA GENERALITAT APUESTA POR LOS TOUROPERADORES PARA QUE EL AEROPUERTO TENGA VUELOS

Los pasajeros han realizado a pie el trayecto entre la pista y las salas de control de pasaportes y de recogida de equipajes. Los trámites de los británicos han sido ágiles y en apenas media hora todos los turistas han podido subir a los autocares que les han trasladado a las estaciones de esquí de Andorra, el destino preferente en los catálogos de Neilson Thomas Cook. Con las últimas nevadas, la práctica del esquí está asegurada. Baqueira-Beret, que abre sus instalaciones mañana, podría incorporarse también como destino de los turistas británicos.

Los 400 pasajeros británicos han llegado con un paquete turístico de una semana contratado a este operador. Neilson Thomas Cook se ha comprometido a operar en Lleida-Alguaire durante cinco temporadas con una media de 68 vuelos cada una. El operador británico dejará el aeropuerto de Toulouse después de 17 años de utilizarlo como plataforma para llevar esquiadores a los Pirineos.

El precio pagado por cada pasajero depende de los servicios contratados, pero oscila entre 500 y 900 euros por una semana de estancia en Andorra. Johan Higgins ha abonado 900 euros por su billete, que incluye traslado, pensión completa y forfait. A Harel Stoneman el viaje le saldrá por 500 euros porque estará a media pensión y no esquiará. “Todo el tiempo lo dedicaré a ir de compras”, ha declarado. En cambio, su hija Jenny pagará 200 euros más por esquiar.

Alex Flanegan, de 20 años y seguidor del Manchester City, es la segunda vez que va a esquiar a Andorra y defiende que es más rápido y barato hacerlo desde Lleida-Alguaire que a través de Toulouse. “He venido con mi familia y, además de esquiar, aprovecharemos para comprar los regalos navideños. Lo que más me ha gustado de este aeropuerto es su sencillez y la agilidad del control de pasaportes”, ha explicado.

El delegado de la Generalitat en Lleida, Ramon Farré, y el alcalde de la ciudad, Àngel Ros, han manifestado que el de hoy es “un día grande” para el aeropuerto de Lleida-Alguaire, que se abre al sector de los operadores turísticos. “Hoy hemos empezado a ser el aeropuerto de referencia de los Pirineos”, ha añadido Ros.

Comentarios