La Ribagorza lucha por seguir conservando a sus habitantes

Mayores Graus viejos 3 edad

La Ribagorza cuenta con 2.460 km2 en los que viven apenas 13.500 habitantes. Para conseguir que siga poblada, habitantes y políticos luchan día a día para crear nuevos proyectos que asienten población, con el mérito de apostar por una economía sostenible, basada en los recursos del territorio como los ríos, la trufa o la nieve.

De unos años a esta parte, si existe una idea clara es la de vivir de cara al río, apostando, como ya se hizo en Campo con el Ésera, por las aguas bravas, algo por lo que también se lucha en el Noguera Ribagorza.

Graus no se quiere quedar atrás y por eso, en la cartera del consistorio hay dos ambiciosos proyectos; la creación de un canal de aguas bravas y la de un dique de cola para poder realizar un lago artificial, en el que se cuente con agua durante todo el año.

Pero la capital ribagorzana también destaca por otras dos fuertes apuestas en el mundo gastronómico; la longaniza de Graus y la trufa un producto que cada vez gana más importancia en el territorio y en el que, muchos jóvenes están invirtiendo.

Y es que, de hecho, es sector agroalimentario sigue siendo uno de los principales motores del territorio junto al turismo.

Cabe resaltar que, a pesar de no ser un territorio al que se le relacione con el mundo de la industria, se está invirtiendo en este sector. Es el caso de Campo, que espera comenzar dentro de poco con la construcción de un polígono industrial, la ampliación del de Graus, donde se halla uno de los cuatro centros de emprendedores de la región, y los de Secastilla y Benabarre que van sumando, poco a poco, nuevas empresas en sus terrenos.

Mientras, el territorio cada vez se va preparando más para acoger a los miles de turistas que recibe cada año, a través de formación, iniciativas que la diferencien de otras zonas y una importante campaña para darse a conocer.

Comentarios