Un muerto en montaña y dos fallecidos en las carreteras altoaragonesas

Guardia Civil helicóptero rescate simulacro

El puente de Navidad, al cierre de esta redacción, finalizaba en la provincia de Huesca con la muerte de un montañero en el pico Lecherines de Aísa y dos fallecidos en accidente de tráfico. El último tenía lugar este lunes por la mañana, en el término municipal de Montanuy, en la N-230 donde una colisión por alcance entre un camión articulado y un turismo se saldaba con la muerte de uno de los dos ocupantes del coche.

El acompañante de la víctima resultaba herido con politraumatismo. También resultaba herido el conductor del camión.

La segunda víctima en accidente de tráfico se registraba este domingo cuando un turismo, en el que viajaban tres personas, se salía de la vía, en la A-1605, en el cruce de Lascuarre, término municipal de Capella. El suceso se saldaba con la muerte de un hombre de 90 años, y dos heridos: una mujer de 72 años, que resultaba herida de gravedad, y el conductor con heridas leves. Los tres ocupantes eran vecinos de la localidad ribagorzana de La Puebla de Roda.

EN LA MONTAÑA

Los grupos de rescate de la Guardia Civil están teniendo bastante trabajo en la zona de la Jacetania. Si en días pasados rescataban a dos montañeros en el pico Lecherines de Aisa, donde finalmente uno de ellos fallecía en el Hospital San Jorge de Huesca, en las últimas horas rescataban a otro montañero en la zona de Peña Forca, en el Valle de Hecho, con heridas graves.

El fallecido ingresaba el sábado en el centro hospitalario de la capital oscense con serias heridas y poco se podía hacer por su vida. Se trataba de un alpinista vitoriano de 43 años. El viento y las malas condiciones parece que fueron la causa del accidente, que provocó la caída por una ladera de dos montañeros, resultado herido leve el segundo.

El último rescate tenía lugar este lunes, resultando herido un montañero tras caer 150 metros mientras ascendía por el pico de Peña Forca, en el Valle de Hecho. Como consecuencia de la caída el joven, de 35 años y vecino de Santesteban (Navarra), presenta una rotura de tibia y peroné de la pierna izquierda, una posible rotura de codo en el brazo derecho y varias contusiones. El montañero era trasladado al Hospital San Jorge de Huesca.

Comentarios