Paralizado el servicio de comedor en la Comarca de Los Monegros

Travesía Lanaja

Este lunes se reanuda el periodo escolar tras las vacaciones navideñas con el servicio de conciliación rural que se ofrece a través de la Comarca de Los Monegros paralizado, inviable económicamente sin el dinero que aportaba para el mismo el Ejecutivo Autónomo. Los padres del centenar de usuarios se han visto obligados a buscar alternativas por cuenta propia, a expensas de la línea de subvenciones que debería poner en marcha el Gobierno de Aragón, según el consejero de Juventud y Deporte en la Comarca, Joaquín Monesma.

Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título

A pesar de la interrupción del servicio, el responsable confía en su reanudación. La preocupación se centra en el largo proceso que supondría la puesta en marcha de la subvención. En caso de que la dirección General de Familia concediera de nuevo un determinado importe a este fin, la Comarca tendría que poner en marcha el proceso de sacar a concurso el catering, su adjudicación posterior y todos los plazos establecidos que ello conlleva; supondría dos meses aproximadamente.

Más ahora cuando se han retirado los presupuestos presentados por el gobierno de Rudi, que se tienen que ajustar de nuevo.

Los padres con ayuda de las instituciones han buscado soluciones; tales como caterings, acuerdos con restaurantes o con un cocinero, dependiendo de los casos de los ocho pueblos (Alcubierre, Frula, Lanaja, Orillena, Cartuja de Monegros, Sodeto, Huerto y Monegrillo). Pero que en la mayoría de ellos ha encarecido considerablemente el coste, por lo que hay usuarios del servicio de conciliación que directamente se han dado de baja.

Cabe recordar que este servicio se ofrece gracias a acuerdo que se firmó a través de un proyecto piloto en el curso 2008-2009, con tres comarcas aragonesas, con una duración estipulada de dos años. La de Los Monegros ha sido la única que ha continuado con el servicio y ha incrementado notablemente el número de usuarios y pueblos interesados desde que comenzó. El convenio caducó el pasado 31 de diciembre y para darle continuidad tendría que ser a través de una línea de subvenciones.

Daba servicio a un centenar de niños menores de 12 años de edad que estaban atendidos entre las clases de mañana y tarde por los monitores de la Fundación para la Promoción de la Juventud y el Deporte de la Comarca, y que incluía comedor.

Comentarios