Continúan las adhesiones a la jornada reivindicativa contra la autopista eléctrica

Convergencia Democrática de la Franja y la Asociación Cultural para la Defensa del Ésera (ACUDE) se han adherido a la jornada de protesta contra la autopista eléctrica que se celebrará el próximo 10 de Marzo. De esta manera continúan sumándose fuerzas políticas, asociaciones y ayuntamientos afectados a esta jornada de rechazo al proyecto de REESA.

Convergencia Democrática de la Franja (CDF), como miembro de la Plataforma, ha hecho público, a través de una nota, su apoyo a la jornada, manifestando su rechazo a esta línea y también al proyecto de ampliación de la línea Foradada del Toscar-La Pobla de Segur por considerar que tienen un enorme impacto sobre el medio ambiente y la salud, y también la economía y que atenta contra las políticas de desarrollo sostenible de los municipios.

Tanto desde el ayuntamiento de Puente de Montañana, donde gobierna esta formación, como de las preguntas del eurodiputado Ramón Tremosa, CDF, ha pedido informes sobre el proyecto, y sus afecciones al territorio en las actividades turísticas o en la salud de los habitantes de la zona.

Desde CDF animan a todos los ribagorzanos de los pueblos afectados a mostrar su rechazo participando, de manera activa, en esta convocatoria.

Y también la Asociación Cultural para la Defensa del Ésera (ACUDE) se ha adherido a la jornada reivindicativa contra la autopista eléctrica del próximo 10 de Marzo.

Señalan desde ACUDE que, el trazado previsto supone una nueva agresión al territorio ribagorzano y lamentan que se tenga que convocar esta manifestación porque entienden que los representantes públicos locales, comarcales, provinciales, autonómicos y aún nacionales han hecho dejación de sus deberes y han permitido que, un proyecto desautorizado en tres ocasiones por el Tribunal Supremo vuelva a hipotecar el futuro de Ribagorza y de sus gentes en aras de un pretendido “bien común” que no es más que una entelequia.

En ACUDE consideran que las sentencias del Supremo, o los pronunciamientos en contra de la línea de alta tensión de las Cortes de Aragón, se han quedado en agua de borrajas cuando la sinrazón del capital ha puesto en el punto de mira el saqueo de estas tierras.

Por eso, entienden que si ni la justicia ni la política pueden defendernos, deben ser los ciudadanos quienes dejen oír nuestra voz y luchen contra un tendido eléctrico aberrante que se suma a los previstos pantanos, vertederos incontrolados y proyectos especulativos que han marcado la historia reciente de esta comarca.

Comentarios