Decreto de sequía y declaración de zona catastrófica serían compatibles en Los Monegros

El territorio aragonés está padeciendo una fuerte afección por falta de agua. En lo que al regadío se refiere, el tipo de explotación más común en la zona monegrina, todavía queda algo de esperanza de que llueva y se puedan llenar los embalses antes de la siembra en el mes de mayo. En tan sólo una semana dará inicio la campaña de riego, por parte de Riegos del Alto Aragón, para la que se prevén severas restricciones.

Audio sin título
Audio sin título

La advertencia de los regantes ya se remonta al mes de enero, cuando Riegos del Alto Aragón solicitó medidas excepcionales para minimizar los efectos de la sequía. Para paliar esta situación, además de insistir en la necesidad de las obras hidráulicas, se ha solicitado la aprobación de un decreto de sequía, petición a la que se ha sumado el consejero de Agricultura del Gobierno de Aragón, Modesto Lobón, para que el Ministerio lo apruebe.

Por otra parte ASAJA junto con CEOS-CEPYME Huesca piden la declaración de zona catastrófica para Huesca. Por su parte, el responsable de la Comisión de Uso de las Aguas de Riegos del Alto Aragón, Francisco Orús, considera que también sería aplicable esta medida a su zona de acción en la provincia ya que las empresas vinculadas al sector primario son numerosas, (secaderos, deshidratadoras, empresas transformadoras…) y se está viendo mermada considerablemente su actividad.

Además compara lo ocurrido con el año 2005, cuando también se pidió el decreto de sequía. Entonces hubo pérdidas económicas de más de 100 millones de euros y en la actualidad “podríamos estar hablando de más de 150 millones de euros”. Explica que ya entonces los regantes aprendieron la lección, a planificar sus cultivos, y de nuevo tendrán que hacerse las cuentas pertinentes en lo que respecta al tema de las segundas cosechas.

Comentarios