Nueva restauración y nueva peana para la Semana Santa oscense

La Archicofradía de la Santísima Vera Cruz ha presentado dos novedades para esta Semana Santa. Se ha restaurado el paso de “La Caída de Jesús en la calle de la Amargura” y se ha construido una nueva peana para el Cristo Resucitado, que también se usará para la salida del Cristo Yacente. Han sido más de 9000 euros de restauración.

La empresa Antiqua ha sido la encargada de restaurar el paso de “La Caída de Jesús en la calle de la Amargura”. Su autor, Tomás Marqués, la realizó en 1906 y desde entonces había sufrido daños en su estructura que habían ocasionado grietas y fisuras en la escena.

La restauración se completa con una profunda limpieza de la pintura, la decoración del suelo y un barnizado final para proteger la imagen. También se ha cambiado la iluminación.

Otra de las novedades en las procesiones de la Semana Santa oscense será la salida del paso del Cristo Resucitado y el Cristo Yacente a hombros. Para ello varios profesionales han participado en la construcción de una nueva peana llena de simbología oscense, con imágenes de la fachada de la iglesia de San Lorenzo, Santo Domingo o del Ayuntamiento.

Las empresas participantes han sido Talleres Usieto, con la estructura metálica, talleres eléctricos MAG, con la iluminación LED, la carpintería de Paco Pueyo y la pintura y el trabajo con el pan de oro de Antonio Bonet. La empresa Corixma ha ideado la peana.

Esta nueva peana se ha realizado para el Cristo Resucitado pero se estrenará al final de la procesión del Santo Entierro, con el Cristo Yaciente. Es una forma de aportar solemnidad a la procesión y volver a sus orígenes.

Comentarios