Benabarre manda al Ministerio sus facturas con proveedores por valor de 873.000

La deuda con proveedores del Ayuntamiento de Benabarre suma un total de 873.000 aunque, en palabras de su alcalde, Alfredo Sancho, la deuda real es de 202.000 euros menos, cuantía que todavía espera que llegue de las administraciones, entre ellas, Gobierno de Aragón y CEDESOR. Para que puedan saldar esa deuda, el ayuntamiento ya ha presentado su plan de ajuste, aprobado con el voto de los socialistas y las abstenciones de PP y CHA, con el que, en esta anualidad, pretenden reducir su gasto en unos 40.000 euros. Gracias al crédito que se ofrece por la realización de este plan de ajuste, el consistorio podrá pagar a sus proveedores.

Audio sin título
Audio sin título

En estos momentos, el Ayuntamiento de Benabarre tiene 192.000 euros en amortizaciones más intereses, cifra a la que habrá que sumar este crédito que deberá realizar en base a los 673.000 euros de deuda con proveedores (a la espera de cobrar los 202.000 de las administraciones). Con ello, se sumarían unos 30 ó 35.000 euros más que, aunque implica un endeudamiento algo mayor, no llega a las cifras que, desde la oposición, se nombraban, dado que, desde hace tres años, el ayuntamiento ya está amortizando su deuda, dato con el que no contaron.

De hecho, en los próximos diez años, la anualidad más importante será la de 2015, momento en el que se crucen dos pagos grandes pero, a partir de ahí, la las cifras de pago irán descendiendo. En los últimos tres años, ya se ha trabajado más en la amortización que en la inversión con créditos no superiores a los 100.000, desde el propio consistorio.

Sancho explica cómo, en diciembre de 2011, ya hicieron un importante plan de ahorro a través del cual, por ejemplo, redujeron las horas de los trabajadores. También muestra preocupación por las medidas ya tomadas, como el cambio de luminarias de bajo consumo que con la subida del precio de la luz, en la factura, apenas se verá diferencia.

Comentarios