Comienza la receta electrónica en la ciudad de Huesca

medicamentos farmacia

Este miércoles el centro de salud del barrio del Perpetuo Socorro comienza la implantación de la receta electrónica. Para ello todas las farmacias de la ciudad ya han puesto en marcha los sistemas informáticos necesarios. Desde este miércoles los más de 17.000 pacientes que pertenecen a este centro sanitario, ya no recibirán de su médico las tradicionales recetas rojas o verdes. El plan del Departamento de Sanidad es que antes de que acabe el mes los tres centros de salud de la ciudad trabajen también con receta electrónica. En Ayerbe se puso en marcha hace unas semanas y el resto de la provincia lo hará antes de que acabe el año.

Este miércoles los médicos del centro de salud del Perpetuo Socorro comienzan a recetar electrónicamente. El día 23 de mayo lo harán los doctores del Santo Grial y el día 30 el centro de salud Pirineos.

Para permitir que desde este miércoles los pacientes del barrio del Perpetuo Socorro puedan recoger sus medicamentos en cualquier farmacia de la ciudad, éstas se han preparado, más intensamente, desde hace un mes. Este miércoles pasarán la primera prueba de fuego al sistema.

TARJETA SANITARIA, MÁS NECESARIA QUE NUNCA

Cuando el doctor actualice la ficha personal del paciente con la nueva receta, esa información llegará al servidor que tiene su centro de operaciones en el centro tecnológico del Salud en Walqa, y de allí se envía a las farmacias instantáneamente, que accederán con la tarjeta sanitaria del paciente. Esta identificación será más imprescindible que nunca, de todas formas y por el momento el paciente también tendrá un papel con la información básica de la receta.

MÁS CÓMODO

Es un sistema con muchas ventajas, sobre todo para los pacientes crónicos. El médico podrá recetarles automáticamente por un año sin necesidad de que tengan que volver a la consulta cada vez que precisen los fármacos en cuestión, lo cual implica una importante disminución de las visitas a los centros de salud en busca únicamente de recetas. Los médicos reducen su carga burocrática. Los farmacéuticos por su parte creen que su trabajo será algo más lento para dispensar cada receta y por ello piden la comprensión de los usuarios en la espera.

La Administración asegura que el programa informático asegura la confidencialidad sobre los datos del paciente.

Comentarios