Las cosechadoras, a punto de entrar en los campos

cosechadora cosechar agricultura

Los agricultores de la provincia de Huesca observan cómo el calor de estos días (por ejemplo en la Hoya se registrarán 34 grados el sábado) va a precipitar la evolución del cereal; por tanto, las cosechadoras están a punto de entrar en las parcelas de cultivo. En Los Monegros podría iniciarse la recolección esta próxima semana, mientras que en la Hoya y zona media de la provincia sería en la semana siguiente; ya más adelante se cosecharía en el Pirineo.

Luis de Pablo, agricultor de la Hoya de Huesca, dice que el calor actual "es lo que faltaba para el cereal", como puntilla para una pésima temporada. Lo poco que se había recuperado con la lluvia de esta primavera se está perdiendo por el asurado (secado) precipitado del grano.

Los rendimientos medios en la Hoya de Huesca se sitúan habitualmente entre 3.500 y 4.000 kilos por hectárea; sin embargo, este año el rendimiento puede estar entre 1.000 y 1.500 kilos. La cosecha en el sur de la provincia puede ser nula.

La poca agua caída en primavera en Monegros no ha podido recuperar las plantas, ya que presentaban un estado raquítico. El agua sí tuvo un efecto positivo en la Hoya de Huesca, efecto que se va al traste con el calor de estos días.

El agua, en los campos de regadío, ha permitido que la campaña lleve los ritmos normales; todavía se tardará algo en entrar a recolectar.

La realidad de los cultivos de cebada y trigo es otra en el Pirineo, ya que allí el régimen de lluvia ha sido superior y, por tanto, se puede considerar (con las pertinentes excepciones) que la campaña va a ser normal.

Comentarios