La Malena reivindica su historia desde la fiesta

La Asociación de Vecinos del Casco Viejo de Huesca " Osce Biella", volvía a poner en marcha su particular fiesta-reivindicativa para poner en valor la Iglesia de Sta Maria Magdalena. La festividad de "La Malena" es mucho más que actos lúdicos, se pretende mostrar a los oscenses el valor de unas ruinas que forman parte de la memoria histórica de la ciudad.  En el número 69 de la calle Pedro IV se sitúan los restos de la Iglesia de la Magdalena. Se trata de un patrimonio de valor único para la ciudad y que, muy pocos conocen. La iglesia llegó a albergar un retablo gótico de once tablas, dos de ellas están repartidas entre el Museo de Arte de Cataluña y en Kansas. El historiador Carlos Garcés, nos habla de la importancia de la Malena que llegó a dar nombre a una de las puertas de entrada de la muralla.   La Asociación quiere, a través de los actos festivos, llamar la atención sobre estos restos y lo hacía invitando a los vecinos a vermouth, comida de hermandad y hasta una procesión que partía de las ruinas y acababa en la Catedral.  Susana Oliván presidenta de "Osce Biella" insistía en que, las fiestas de La Malena, son absolutamente reivindicativas.

Comentarios