Cientos de personas acompañan la inauguración de la nueva iglesia de San Francisco de Asís

Después de algo más de 8 meses de obras, en la tarde de este domingo quedaba inaugurada la nueva Iglesia parroquial de San Francisco de Asís, en la zona de los Olivos de Huesca. Centenares de oscenses asistían a la ceremonia de dedicación de este nuevo templo que se ha construido en un terreno cedido por el ayuntamiento de Huesca. El presupuesto ha sido de 658.800 euros. La diócesis de Huesca lleva a cabo así uno de sus proyectos para favorecer el culto religioso a los fieles de este barrio en expansión a las afueras de la ciudad.  El nuevo templo religioso se llenaba con cientos de fieles que incluso ocupaban el exterior de la iglesia por falta de espacio. También acudía la alcaldesa, Ana Alós, y varios concejales del Partido Popular y el Partido Socialista. La celebración comenzaba en la Casa familiar de los Hermanos de la Cruz Blanca, donde hasta ahora se han celebrado los oficios religiosos de esta nueva parroquia, y tras el recorrido en procesión hasta el nuevo templo, el arquitecto entregaba las llaves al Obispo y comenzaba la dedicación. La capacidad del templo es para unas 150 personas y el Obispo, Julián Ruiz, destaca la austeridad de la construcción, con la que quiere promover el sentimiento religioso de los habitantes de la zona.   La nueva iglesia de San Francisco de Asís se sitúa en el polígono 41, al sur de la ciudad. Junto a ella todavía continúan las obras de la construcción de una vivienda para el párroco, que ha contado con un presupuesto de 170.000 euros. Para financiarlo, el Obispado ha formalizado un préstamo, que se irá devolviendo con las aportaciones de feligreses de ésa y de otras parroquias.  Esta parroquia corresponderá a unos 3000 feligreses que viven en el barrio de los Olivos. Algunos de ellos son nuevos habitantes de la ciudad y otros dejarán de pertenecer a las parroquias de San Lorenzo y de Santo Domingo y San Martín.Se trata de una población familiar y jóven.   La parroquia de San Francisco fue erigida canónicamente por decreto del anterior obispo de Huesca, Jesús Sanz, el 4 de octubre de 2008. Con la dedicación del nuevo templo ya cuenta con un espacio propio, donde además de eucaristías diarias se realizará catequesis.

Comentarios