Fin de fiestas en Sariñena con protagonismo de la tercera edad

La capital de Los Monegros cierra este lunes su programa tras cuatro jornadas festivas en honor a San Antolín. Para despedir las fiestas, uno de los actos destacados era la celebración del tradicional homenaje a la tercera edad con una misa baturra y fiesta en el Casino amenizado por la rondalla Aires Monegrinos. Además, las Peñas contaban con la actuación de Los Gandules y El Casino celebra su cena del socio, y la Coral de Sariñena actúa en la plaza del Ayuntamiento.

El homenaje a la tercera edad, es una de las citas con mayor asistencia y desde el año pasado se dirige a la gente mayor sariñenense en general y no a una persona concreta. Como indica el presidente de la Asociación de Mayores “San Antolín”, José María Paraled, se pretende realizar un “reconocimiento global, más alegre y distendido”.

Al margen de la expectación entorno al acto del “tocino engrasado”, que se resolvía con un guiño de humor, los Danzantes de Sariñena han sido los protagonistas de los actos más tradicionales, ya que son los encargados de homenajear al santo en el día del patrón, y también de hacer sonreír a la población con la pronunciación de los dichos.

Con mucho humor e ironía, su mayoral desde hace 30 años, Jaime Martín, hacía referencia a asuntos de actualidad como las fechas escogidas por la Comisión para la celebración de fiestas, la escasa programación, las obras del puente del Alcanadre o la polémica sobre el acto del tocino, aunque también un año más, dirigidos a la clase política, aludiendo al número excesivo de cargos políticos.

Por otra parte, el Dance no formaba parte de la tradicional cabalgata del primer día de fiestas, al no coincidir con la víspera del patrón, tal y como la formación considera que debiera ser. Primera jornada festiva en la que además, por segundo año consecutivo, se hacía lectura del pregón, que antes coincidía con la gala de presentación de mairalesas en los días previos a la fiesta.

Este año el encargado de su lectura era José María Plaza, por su extensa labor dinamizando la vida social y cultural de Sariñena. El Pregonero 2012 pronunciaba unas emotivas palabras de agradecimiento y orgullo, y también lanzaba un mensaje de optimismo a todos los sariñenenses.

Atrás quedan cuatro días de fiestas en los que los vecinos de Sariñena y los numerosos visitantes que se acercaban hasta la capital de los Monegros podían disfrutar de numerosas actividades organizadas por la Comisión de Fiestas, el Ayuntamiento de Sariñena, el Casino o la Agrupación de Peñas. Ahora la villa descansará unas tres semanas, que será lo que tarde en llegar FEMOGA a la localidad y que se celebrará el fin de semana del 21, 22 y 23 de septiembre.

Comentarios