Las monitoras de comedor quieren que se valore su función pedagógica con los niños

Las monitoras de comedor tampoco se escapan a la crisis, ni a los recortes en el sector de educación. En este comienzo de curso calculan desde los sindicatos CCOO y UGT, que entre un 30 o 40 % de las monitoras no tienen trabajo en el inicio de las clases. Se consideran poco valoradas, y que no se tiene en cuenta su trabajo pedagógico, además del de supervisar y controlar las horas de la comida. Huesca ha sido el primer punto de la provincia en organizar una reunión informativa. Jaca el miércoles, y Barbastro el próximo lunes, serán los siguientes puntos de reunión.   La paralización de becas de comedor tampoco ayuda a que se incoporen a sus puestos de trabajo, ya que a menos niños comiendo, menos monitoras. También les han recortado las horas de trabajo en julio y septiembre, pasando de 3 a 2 al día. Medidas como tener que traer la comida en un tupper, lo consideran un retroceso, porque se pierde la labor de las monitoras de sociabilización y educación. Creen que la administración tendría que evitar que ningún niño se quedase sin poder usar el comedor por motivos económicos.   Culpan a la administración por los recortes, a las e4mpresas de contratación por la falta de previsión, y además añaden que tienen otros problemas como el convenio colectivo de las trabajadoras, que todavía está en el aire.

Audio sin título
Audio sin título
Comentarios