Los vecinos de Artieda vuelven a impedir la expropiación de terrenos para el recrecimiento de Yesa

Entre 300 y 400 personas se concentraban en el puente que da acceso al pueblo de Artieda para impedir el levantamiento de actas con motivo de la expropiación de 60 hectáreas de las obras del recrecimiento de Yesa. Los técnicos de la Confederación Hidrográfica del Ebro no podían entrar en las propiedades y en consecuencia no se realizaba el levantamiento de actas  Las 60 hectáreas a expropiar son para hacer un camino de acceso a la zona de gravera para las obras de la presa. De las 60, 20 son de propiedad municipal y las 40 restantes son de 8 propietarios de la zona   Luis Solana, presidente de la asociación Rio Aragón, señalaba que una vez más las gentes de Artieda habían impedido el levantamiento de las actas de expropiación, y mostraban su oposición a esta obra faraónica e innecesaria como es el Recrecimiento de Yesa.   Por otro lado calificaba de abusivo el número de hectáreas a expropiar, ya que las obras que se pretenden realizar sólo afectan a 4 o 5 hectáreas. Luis Solana se mostraba satisfecho por el apoyo recibido de los vecinos y de otros colectivos, como el Delta del Ebro, o vecinos de Sangüesa, que se habían solidarizado con esta iniciativa   Después de 40 años de lucha, desde Río Aragón han querido hacer un llamamiento a los ciudadanos para apoyen esta oposición al Recrecimiento de Yesa.  A partir de ahora, al igual que se hizo el pasado año, la Confederación puede fijar una nueva fecha para este levantamiento de actas

Comentarios