Aplazadas las obras de reparación del puente del Alcanadre en Sariñena

A partir del próximo martes día 25 se había previsto el comienzo de las obras de reparación del puente, que por el momento se posponen a la espera de que el Gobierno de Aragón tome una decisión definitiva sobre las alternativas de paso.

Audio sin título

Fuentes consultadas por esta redacción aseguran que en los próximos días se tomará una decisión sobre las diferentes opciones que se barajan y que lo más probable es que no pueda realizarse una pasarela alternativa mientras se realizan las obras en el puente debido al alto coste que esto supondría.

Por lo tanto, por el momento, se posponen las obras que estaba previsto que se iniciaran el día 25 hasta el 7 de octubre aproximadamente. Cabe recordar que eran fechas consensuadas con representantes del sector primario de la zona para que no coincidiera con una época de gran actividad agrícola y hacerlo entre el final de la cosecha de alfalfa y el principio de la de maíz.

Las obras de reparación que deben acometerse en el puente, por el que discurre la A-131 que une Huesca con Fraga, requieren el cierre del mismo al tráfico ya que una de las vigas deberá sostenerse en el aire.

El PSOE de Sariñena exige información al Ayuntamiento

Por su parte, el grupo municipal socialista pide al Ayuntamiento de Sariñena que de información oficial a los vecinos sobre la gestión para el arreglo del puente. Los socialistas dicen estar ‘indignados’ por esta situación ya que los autocares escolares han recibido la orden de no pasar por el puente a partir del martes.

El PSOE asegura que de confirmarse el cierre al tráfico este martes, se convocará a una reunión a los alcaldes de municipios afectados, asociaciones y colectivos, “para entre todos intentar presionar al máximo y que se de marcha atrás a esta catastrófica decisión para este municipio y el resto de núcleos afectados”. Según el grupo socialista “está faltando altura política, gestión y presión del Ayuntamiento a la DGA y estas son las consecuencias”.

Insisten en que “a estas alturas, no podemos estar sin información oficial que nos diga exactamente cómo está la situación ya que de ella dependen muchas empresas, autónomos, escolares y vecinos”.

Comentarios