CC.OO. considera que el auto sobre el caso Luna ha sido un “corta y pega”

Asamblea trabajadores Luna

La sede de CC.OO. se quedaba pequeña para albergar a los trabajadores de Luna interesados en conocer los pormenores de la sentencia dictada por el Juzgado de lo Mercantil de Huesca el pasado viernes. Consideran que el juez no ha tenido en cuenta toda la documentación aportada, que venía a demostrar el entramado empresarial al que pertenece la factoría y que, en ese momento, había suficiente trabajo para mantener a buena parte de la plantilla.  El jueves está previsto convocar una asamblea general para todos los trabajadores en la que se analizará y votará si se recurre o no la sentencia. Una decisión para la que se contará también con la opinión del Fondo de Garantía Salarial.   Contrario a lo que pedían los trabajadores, el juez reconoce que hay una causa económica y otra productiva y, por tanto, la extinción de los contratos es procedente. Sin embargo, en esta ocasión, sí se refleja en el auto la existencia de un grupo empresarial, donde el juez reconoce la vinculación de Luna con Camporredondo, aunque no establece relación alguna con Talleres Gruyma.  En la actualidad, más del 80% de los trabajadores continúa en el paro y sin percibir la prestación por desempleo, que ya han agotado.  El auto establece una indemnización de 20 días por año trabajado, según marca la Ley, que deberá asumir la empresa Camporredondo. La cantidad total asciende a unos 3 millones de euros, pendiente de pago, y afectaría a los cerca de 200 trabajadores que en su día fueron despedidos, la mayor parte de ellos con una media de edad que ronda los 55-60 años.   Este martes, a partir de las 18.00 horas, se informará a los trabajadores en la sede de UGT.     

Audio sin título
Audio sin título
Comentarios