Las rutas escolares en Ribagorza llevan a 511 alumnos, de 92 núcleos, a 9 centros

El pasado 6 de septiembre se puso, nuevamente, en marcha el transporte escolar en la Comarca de la Ribagorza. Para el curso 2012/2013 no hay novedades ni demasiadas modificaciones aunque las cifras ponen de manifiesto lo complejo de poder realizar este servicio en un territorio tan disperso, ya que, hacen uso del mismo 511 escolares, procedentes de 92 núcleos de población diferentes. Se realizan 26 rutas distintas para llegar a 9 centros receptores. El coste del transporte escolar, en este territorio, supone casi 893.000 euros.

Audio sin título
Audio sin título

A esta cifra hay que añadir una adenda de 13.000 euros, puesto que, mientras se estaba negociando el convenio, Cataluña planteó un cambio en el horario del IES de Pont de Suert, de jornada partida a intensiva, lo cual obligó a plantear el desdoblamiento de esta ruta.

Veintitrés de las veintiséis rutas son contratadas con empresas del sector, dos con convenios con los ayuntamientos de Arén y Montanuy y una de gestión propia, por el valle del Isábena, que supone realizar 521 kms diarios, con cuatro vehículos. Acerca de ésta, la Comarca, reivindica que se valore, económicamente, teniendo en cuenta las características de las mismas, para cubrir los costes.

El destino de las rutas son nueve centros receptores, los CRAS de Alta y Baja Ribagorza y Ribagorza Oriental, los institutos de Graus, Castejón de Sos y Pont de Suert y a los CEIP de Graus, Campo y Pont de Suert.

Además, el transporte comarcal supone generar 15 contratos con empresas trabajo, de ellos, 5 con empresas de autobuses, 9 con taxis y la ruta propia.

La Comarca no tiene la competencia de este servicio sino que es una encomienda de gestión de Gobierno de Aragón que, el ente supramunicipal, asumió, en su momento, porque entendió que era mucho mejor planificar, este servicio, desde el propio territorio.

Cabe recordar que, hace unos meses, el consejo comarcal se planteó denunciar este convenio porque entendía que no se atendían las necesidades del territorio. De hecho, se ha firmado un nuevo convenio.

Desde la Comarca, su gerente, Maite Bardají, apuntaba que, tal y como está la situación económica, hoy en día, lo fundamental son los servicios en los que, la comarca, tiene competencia, pero no una encomienda de gestión que, a la entidad que lo desarrolla le cuesta dinero.

Entre las novedades, de este año, se encuentra el realizar justificaciones mensuales, aunque, desde las comarcas que gestionan este servicio el planteamiento es realizar un pago anticipado del mismo.