El PSOE de Monzón rechaza las nuevas tasas que se aplican a los dependientes

Parte del grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Monzón y del comité local de la agrupación, junto a sus representantes en el Patronato de la Residencia Riosol, comparecían para denunciar “la grave situación” de la residencia y la subida desproporcionada de las tasas. Asimismo, anunciaban que han presentado una moción en la que reclaman al Gobierno de Aragón, a través del Instituto Aragonés de Servicios Sociales, que suscriba el convenio anual para la reserva de plazas con el Ayuntamiento para Riosol y que abone la cuantía correspondiente para su financiación.

Audio sin título
Audio sin título

La portavoz socialista, Elisa Sanjuán, explicaba que el convenio de plazas concertadas con la DGA suponía una aportación de más de 500.000 euros, una cifra que se ha visto reducida este año a los 400.000 euros, sin que todavía se haya firmado el acuerdo ni abonado la cantidad. Del mismo modo, rechazan la subida de las tasas de la residencia, que en el caso de los ancianos más dependientes, supone un incremento del 25% (266 euros más al mes), lo que se traduce en que éstos deban pagar casi 1.300 euros al mes.

Pero lo más grave, apuntaba Sanjuán, es que esta subida la quieren aplicar en los ancianos que entren a partir de 2013, algo que considera injusto y discriminatorio. Para llevar a cabo esta medida, explicaba la portavoz socialista, el PP-PAR pretende que los ancianos dependientes tengan una subida progresiva hasta que se equiparara en el 2024, algo que consideran irrisorio.

Por su parte, el secretario general del PSOE y concejal en el Ayuntamiento, Marcos Monter, acusaba al gobierno municipal de llevar a cabo una política errática, pues según decía, hace un año el PP-PAR se negaba a subir las tasas con el argumento de que no recayera en los ciudadanos el peso de la crisis, y ahora presentan una subida de tasas en varios servicios. Monter consideraba además que el equipo de gobierno debería ser más exigente con el ejecutivo autonómico, que “se está lavando las manos y delegando todo lo que ellos recortan en los ayuntamientos”.

Creen además que esa subida de tasas perjudica principalmente a los dependientes, ya que la DGA ha endurecido los requisitos en la valoración de la Ley de Dependencia, que según denuncian, no se está aplicando, ya que hay unas 9.000 personas con derecho reconocido sin cobrar.

Finalmente, los socialistas aseguraban que las políticas sociales deben ser una prioridad, más en la actual situación económica, por ello, no entienden que el Patronato de Deportes tenga el doble de presupuesto que el de Riosol.

Comentarios