El Ministerio de Cultura destina 830.000 euros a "obras de emergencia" en el castillo de Monzón

La Subdirección General del Instituto del Patrimonio Cultural de España, dependiente del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, invertirá 830.000 euros en “obras de emergencia en el castillo de Monzón”. Esta cantidad incluye el 21 % de IVA, el 13% de los los gastos generales y el 6% del beneficio industrial.

A raíz del cierre cautelar de la fortaleza, en mayo de 2011, por el desprendimiento de cascotes de las fachadas de la capilla de San Nicolás, el equipo de gobierno municipal llevaba realizando “continuas gestiones” en los Ministerios de Cultura y Hacienda (éste último, propietario del castillo) para conseguir fondos destinados a las restauraciones y reparaciones más urgentes.

La alcaldesa, Rosa María Lanau, explicaba que ha mantenido conversaciones con el Instituto del Patrimonio “periódicamente” a lo largo de los últimos meses. “Finalmente, la insistencia se ha visto recompensada. Los técnicos del Ministerio visitaron el castillo un par de veces este verano, hablaron con los de nuestro departamento de Urbanismo y tomaron nota de las obras más necesarias”. Asimismo, afirmaba satisfecha que ha habido sensibilidad con el tema.

Además de la impresión que se llevaron los técnicos ministeriales, el Ayuntamiento remitió al Instituto una memoria de las obras que, en su opinión, urge acometer. La administración central quiere actuar de inmediato y el Ayuntamiento espera el listado de actuaciones aprobado por Madrid. Previsiblemente, el inico de las obras tendrá lugar antes de final de año, y el plazo de ejecución será de seis meses.

El concejal de Urbanismo, Raúl Castanera, consideraba que los trabajos que señale el Instituto de Patrimonio como prioritarios no diferirán mucho de los propuestos por Monzón. “Se trata de una inversión importante que va a frenar el progresivo deterioro del castillo”, apuntaba.

Las reparaciones y restauraciones sugeridas por el Ayuntamiento tienen que ver con las fachadas de la capilla de San Nicolás, la fábrica de ladrillo y elementos de madera de la primera puerta de la rampa de acceso, claves del arco de acceso a la batería a barbeta y la base de sillar, desprendimientos de la coronación del muro del tercer cuerpo de guardia. Asimismo, se pretenden arreglar las grietas en el frente oeste por filtraciones de agua, el desplome en la fábrica del puente sobre el foso de la entrada y los desprendimientos en la batería de Santa Bárbara.