El agua, las comunicaciones, infraestructuras y la financiación, principales demandas de los empresarios

empresarios CEOS CEPYME

Francisco Bono, consejero de Economía y Empleo del Gobierno de Aragón, mantenía un encuentro de trabajo con la junta directiva de los empresarios altoaragoneses para analizar la situación del empresariado provincial en general, abordando cuestiones de la agroindustria y el turismo principalmente.

El presidente de CEOS-CEPYME HUESCA recordó que en la provincia, en los últimos cuatro años, se han perdido alrededor de diez mil puestos de trabajo y más de 800 empresas y dos mil autónomos. Cifras que manifestó: “reflejan una realidad alarmante, que lo es mas, si cabe, en cuanto a la desaparición de empresas, pues si desaparecen ochocientas, se pierden ochocientas oportunidades de crear empleo”.

Por tal motivo, Fernando Callizo expresó la necesidad de: “atajar la morosidad, tanto entre empresas como entre las administraciones públicas y sus proveedores, cumpliendo los plazos que marca la ley, en la que se echa de menos la parte correspondiente a las sanciones por incumplimiento, ya que lamentablemente si no se sanciona difícilmente se van a llegar a cumplir los plazos estipulados”.

Además, Callizo subrayó la importancia de la pyme como institución de interés social de primer orden, en tanto en cuanto, crea riqueza y la distribuye a través de la creación de empleo y los impuestos que gravan la actividad empresarial.

En la reunión se abordaron cuestiones relacionadas con la necesidad de contar con buenas Comunicaciones e infraestructuras, la situación de la financiación para las pymes, la importancia del agua en Aragón y la energía.

Por parte de la Confederación Empresarial Oscense (CEOS) estaban el presidente, Fernando Callizo, el vicepresidente primero y presidente de ASAJA Huesca, José Fernando Luna, la junta directiva y los presidentes de las intersectoriales comarcales. Fernando Luna señalaba que el consejero sabe que la agroindustria es un motor económico muy potente en la provincia de Huesca y en Aragón, y le han recordado que para que ese motor funcione, se necesita inversión en agua, en regulaciones, si no, ese motor no tirará de la economía de la provincia de Huesca.

Comentarios