Dar voz a sus problemas, objetivo del Encuentro Nacional de Familias con Síndrome de Down

Encuentro Síndrome Down Huesca

La ciudad de Huesca acoge un encuentro nacional de asociaciones de familias de personas con Síndrome de Down. Más de 500 personas se dan cita, hasta este domingo, en un congreso en el que pueden “decir sus problemas en voz alta”, asegura el presidente de Down España, José Fabián Cámara. Los recortes de las administraciones a las entidades sociales están planteando un serio problema a estas asociaciones que ven como muchas familias no pueden afrontar el pago de sus servicios.

Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título

Estas asociaciones ofrecen unos servicios de calidad, explica Cámara, lo que supone unos costes que, hasta ahora, se sufragaban entre las familias y las aportaciones públicas. Sin embargo, los recortes “drásticos” en las aportaciones de las administraciones hacen que las familias tengan que correr con el gasto total, algo que no todas pueden asumir. Un desembolso que supone entre 250 y 400 euros mensuales.

El presidente de Down España explica que para sus hijos esta atención es un derecho reconocido y que el Estado debe garantizar que esos derechos se cumplan. Su obligación, asegura, es pedir a todas las administraciones que pongan los medios posibles para que la crisis no la paguen los más débiles.

Por su parte, desde el Gobierno de Aragón, el consejero Ricardo Oliván explica que el momento económico obliga a reducir esas aportaciones y que estas entidades son conscientes de ello. Agradece su esfuerzo y confía en poder retomar la colaboración económica cuando la situación mejore.

Al margen de problemas económicos, su reto es trabajar en la autonomía y la independencia de las personas con Síndrome de Down, una materia en la que Huesca es pionera con el proyecto de pisos tutelados.

El “XII Encuentro Nacional de Familias” y el “IV Encuentro Nacional de hermanos con personas con síndrome de Down” tienen lugar en el Palacio de Congresos de la ciudad de Huesca, donde se celebran todas las ponencias y la mayor parte de las actividades, hasta el 4 de noviembre.

Se trata de unas jornadas de convivencia en las que se combinan sesiones técnicas y talleres prácticos con diferentes actividades de ocio. Se han diseñado más de 20 actos diferentes.

La oferta del Encuentro se ha planteado como un espacio de reflexión, pero también de convivencia e intercambio de experiencias entre las familias.

Comentarios