El Huesca sigue atascado

Ocho jornadas sin ganar empiezan a ser demasiadas y la situación en la clasificación, en puesto de descenso, es incomoda cuando ya se llevan disputadas 13 jornadas de liga. Es cierto que el calendario ha sido complicado y que los partidos se están jugando con muchos condicionantes, como expulsados y en inferioridad muchos minutos o las condiciones en las que se disputó el último encuentro en casa ante el R. Madrid Castilla, pero eso no quita para ver que el equipo no está dando buenas sensaciones, con poco fútbol, y además es alarmante la falta de juego ofensivo y por lo tanto goles.

Sin duda que hay que preocuparse puesto que ese Huesca ilusionante del comienzo de competición y que quería dar un paso adelante esta temporada ha pasado a un Huesca que no termina de encontrar el camino de las victorias.

Ante el Sabadell de nuevo una jugada marcó el partido con la expulsión de Llamas y el penalti que marcó Lanzarote y que fue decisivo cuando solamente se llevaban 13’. Aunque en algunas fases el equipo inquietó al conjunto catalán, no fueron muchas las oportunidades para por lo menos haber salvado un punto. El juego ofensivo está siendo una de las notas negativas que acompaña al Huesca.

Ahora viene el Guadalajara y este empieza a ser un partido de puede marcar y mucho la situación de la SD Huesca en esta recta final de año. En la clasificación los azulgrana siguen con 12 puntos y por delante hay rivales muy próximos como Ponferrada con 13, Racing con 14 y Sporting y Numancia con 15 puntos. No hay que descuidarse con los que están por detrás: Mirandés 10 puntos, Guadalajara con 9 (ganó este fin de semana al Sporting) y Hércules colista con 8 puntos.

Como se puede ver las jornadas que vienen con Guadalajara. Ponferradina y Hércules van a ser vitales para el Huesca que este martes regresará a los entrenamientos para preparar la visita de los alcarreños el domingo a las 4 de la tarde en el Alcoraz, donde por cierto los de Calderón todavía no han ganado en liga. La única victoria fue ante Guadalajara, precisamente, en la Copa del Rey.

Comentarios