El Centro de Información y Servicios de la Ribagorza ha atendido a 80 mujeres

En lo que va de año, el Centro Comarcal de Información y Servicios a la Mujer, de la Ribagorza, ha atendido a 80 mujeres. De ellas, 45 han hecho uso de la asesoría psicológica y 35 de la asesoría jurídica. Es, en el marco de este servicio, en el que, se enmarca, el convenio que, recientemente, renovaban Instituto Aragonés de la Mujer y Comarca de la Ribagorza, para la prestación del asesoramiento psicológico.

Desde el Centro Comarcal de Información y Servicios se proporciona, a las mujeres, además, otra información relacionada con la atención social aunque, los servicios más solicitados sean el psicológico y el jurídico.

El servicio de asesoría psicológica se presta todos los lunes en las sedes de Castejón de Sos, Graus y Benabarre-Lascuarre y comprende, además del asesoramiento, la impartición de charlas, relacionadas con la atención psicológica, o la ayuda al personal de Servicios Sociales en casos concretos.

En lo que va de 2012, ha hecho uso de este servicio 45 mujeres, de ellas, 10, por violencia doméstica aunque, la asesoría presta atención integrada para llegar a cualquier necesidad que planteen las mujeres.

El servicio de asesoría jurídica tiene lugar un jueves al mes. Hasta octubre se habían atendido 35 consultas y no sólo por violencia de género.

El perfil de la mujer que recurre a estos servicios es el de mujer española, de 31 a 50 años, casada, con 1 ó 2 hijos, estudios primarios y sin ingresos. También acuden mujeres de más de 50 aunque no es muy habitual, puesto que, pertenecen a una generación, según apuntaba Majo Gil, coordinadora comarcal de los Servicios Sociales, “con mucha dependencia y más resignadas”

Los servicios de atención a la mujer victima de la violencia doméstica se completan con un servicio de atención y protección de victimas (ATENPRO), por el que las mujeres disponen de una teleasistencia móvil de localización por GPS o los diferentes convenios que firma el IAM como ha sido, recientemente, con la Unión de Cerrajeros de Seguridad para que las víctimas puedan solicitar, de manera gratuita, cambiar la cerradura de su vivienda.

Gil indicaba que la importancia de prestar, este tipo de servicios, en el medio rural, radica en la proximidad. De ahí la importancia de la coordinación y seguimiento.

Comentarios