El obispo de Barbastro-Monzón agradece el trabajo de los sacerdotes y laicos

Alfonso Milián, obispo de la diócesis de Barbastro-Monzón, ha afirmado, en el programa Hoy por Hoy Barbastro y Aínsa, que se muestra muy satisfecho del esfuerzo que realizan los sacerdotes en los cinco arciprestazgos y de la colaboración de los laicos.

Milián ha hecho balance del último año y se ha referido a temas como la familia, la labor de los laicos, la colaboración de los ciudadanos con la Iglesia y la falta de vocaciones. Para el obispo de Barbastro-Monzón la situación actual de la diócesis es “buena porque tiene vitalidad y afronta todos los problemas”.

Alfonso Milián ha explicado que en el arciprestazgo de Sobrarbe han realizado algunos ajustes para que los sacerdotes puedan atender a todos los fieles de las distintas localidades de esta zona.

La falta de vocaciones es una de las preocupaciones, aunque Milián ha señalado que en estos momentos tienen 4 seminaristas, un número que ha calificado de importante. En la diócesis ejercen también 10 sacerdotes que han llegado de otros países y prestan un servicio destacado. Para Milián la colaboración de los laicos es otro de los aspectos positivos de la diócesis.

También ha destacado la importancia de la familia, “la familia es la base de la sociedad”. Cada año la diócesis organiza una jornada dedicada a la familia y en esta edición la celebración ha contado con una amplia participación de todas los arciprestazgos que forman la diócesis de Barbastro-Monzón.

Milián ha agradecido la colaboración de los ciudadanos con los más desfavorecidos, a través de las instituciones de la Iglesia como son Cáritas y Manos Unidas.

El obispo de la diócesis ha explicado que están trabajando en Barbastro para dar una solución a la ermita de la Virgen del Plano y al Seminario, que podría convertirse en una residencia para personas mayores. Se ha mostrado satisfecho con la nueva gestión de la casa de ejercicios de San Ramón y el buen funcionamiento de la Congregación Instituto del Verbo Encarnado, que gestiona el Monasterio de El Pueyo.

Comentarios