Homenaje a los profesores jubilados del colegio en las fiestas de D.Bosco en Monzón

El Colegio Santo Domingo Savio de Monzón celebraba con notable éxito la festividad de San Juan Bosco, que se prolongaba durante toda una semana con actividades muy diversas. Los festejos finalizaban con una cena en el bar del colegio y un homenaje a los profesores jubilados Ángel Liminiana y Emilio Juvillar, a los que se reconocía “su dedicación y salesianidad”.

Tras el festival de Magia, arrancaban las fiestas de Don Bosco con el pregón, que corría a cargo del antiguo alumno salesiano José Antonio Adell, y el posterior lanzamiento del “codetazo”. A hombros de los alumnos del PCPI, aparecía el Santo, al cual se imponía la pañoleta. Ese mismo día, los más pequeños recibían una charla sobre el síndrome de Down impartida por Loreto, antigua alumna del colegio.

La segunda jornada festiva contaba con un coloquio con el deportista Diego Ballesteros y un espectáculo fusión flamenco llamado “Lorquiana”, representado por el grupo “La Tagarnina”, que llegaba desde Barcelona. También tenía lugar una degustación de postres que habían elaborado los padres de los alumnos.

El mosso d´esquadra, Miquel Bort, fue otro de los protagonistas de la semana: por la mañana ofrecía una charla educativa sobre circulación vial, mientras que por la tarde, se dirigía a los padres con otra conferencia. Los entresijos de la televisión en el mundo del deporte fue otro de los asuntos que se trataban en las charlas programadas.

El día grande llegaba el 31 de enero, con la festividad de Don Bosco. La jornada comenzaba con una original celebración religiosa, acompañada por el coro y un grupo de cuerda y percusión. El sermón se realizaba en forma de cortometraje y una inesperada “entrevista televisiva” a D.Bosco.

A la salida de la capilla, esperaba una charanga y un gigante que llevaba a todos los asistentes hasta el patio del colegio, donde se celebraba una enorme huevofritada. Las competiciones deportivas, la música, los grafittis y una obra de teatro representada por un grupo de profesores completaban esta intensa jornada festiva.

La semana de Don Bosco finalizaba con un acto por la paz en el mundo, al que seguía la entrega de premios de redacción a cargo del AMPA. Como colofón, en el patio interior, se realizaba un agradecimiento a las personas que habían preparado estas fiestas, la salida del Santo a hombros y la traca final. Posteriormente, el grupo de teatro del Colegio “Rebullicio” ponía el broche a estas fiestas con la representación de la obra “Toc Toc”.

Comentarios