Receso, división, ausencia y despedida en el Pleno de Monzón

El PAR sacaba adelante por seis votos a favor, cinco abstenciones y cuatro votos en contra su propuesta en la que insta a los miembros de la Corporación Municipal, que estén en regimen de dedicación exclusiva en otras administraciones, a su renuncia voluntaria de percepciones económicas en el Ayuntamiento de Monzón. A pesar que el secretario municipal advertía que el acuerdo no tiene valor jurídico, ya que no se puede obligar a nadie a la renuncia, si no se modifica el acuerdo de retribuciones, que está en vigor.  Antes de la votación se mantenía un receso para intentar llevar el asunto a una Junta de Portavoces, cuestión que no variaba la postura del PAR. El concejal de IU, Miguel Aso, abandonaba el pleno tras ser rechazada su emnienda que pretendía que el acuerdo alcanzara a todos los concejales que tuvieran una remuneración, ya fuera en el sector público o privado. Justificaba su marcha señalando que no iba a votar una cuestión que le afecta directamente. El PSOE pedía la retirada de la moción y su tratamiento en una Junta de Portavoces, y anunciaba el apoyo a la próxima propuesta de IU, sobre este asunto. CHA se abstenía en base a que la moción tenía nombres y apellidos, ya que no se añadía su enmienda de extenderla a los ediles con dedicación parcial. El PP daba libertad de voto lo que se escenificaba en una división entre la abstención y el apoyo a la moción, que, finalmente, salía adelante. El pleno también suponía la despedida del edil de CHA, Joaquín Palacín, quien lo hacía con agradecimientos hacia sus compañeros de corporación y los trabajadores municipales, con los que ha coincidido en estos seis años en el Ayuntamiento de Monzón.  El pleno conocía, además, la aprobación definitiva del PGOU de Monzón subsanadas las cuestiones relacionadas con el polígono industrial de La Armentera y las vías pecuarias. También, se aprobaba una modificación en el futuro poligono de” La Corzana” y las modificaciones correspondientes del PGOU para actuar en el casco antiguo. Además, se aprobaba por unanimidad, aunque no exenta de debate, la moción del PSOE sobre el mantenimiento de los actuales servicios ferroviarios Zaragoza-Monzón-Lleida; y el proyecto de musealización del molino de los Benedete. Aunque no salía adelante, el equipo de gobierno tendía la mano a IU para la puesta en marcha de una mesa trabajo técnico sobre planes de desarrollo socio-económico de la zona. El resto de mociones no salían adelante.

Comentarios