“Todavía hay emprendedores que quieren abrir un comercio en Huesca”

El comercio es uno de los sectores que más está sufriendo la caída del consumo. Tiendas cerradas y carteles de venta y traspaso cada vez son más habituales. Mucho cierran pero, afortunadamente, todavía hay gente que se decide a emprender un negocio. Desde enero de este año, el Ayuntamiento de Huesca está trabajando con ocho emprendedores que se están planteando abrir un comercio.

Audio sin título

Precisamente, una de las líneas del consistorio de apoyo al comercio ofrece ayuda técnica para realizar los trámites necesarios para ello, explica Ana Acín, concejal de comercio y turismo. Pese a la difícil situación económica, hay gente emprendedora y el objetivo, dice, es ponérselo fácil y favorecer la creación de empresas en Huesca. Un nuevo proyecto empresarial puede contar con una subvención del 25% si realiza una inversión mínima de 12.000 euros y mantiene el negocio al menos dos años desde la concesión de la ayuda.

Una línea que se suma a la de ayudas para favorecer la reforma, modernización e innovación del sector comercial de la ciudad. Con una inversión mínima de 4.000 euros, el consistorio financia el 25% del total. Aquí se subvencionan reformas de locales, de fachadas y escaparates, instalación de medidas de seguridad y de sistemas de ahorro energético o rótulos, toldos, puertas e iluminación.

Por otro lado, está el convenio que se firma con la Asociación de Comerciantes. Asciende a 52.500 euros y a través de él se impulsan diferentes iniciativas y propuestas a lo largo de todo el año.

Respecto al elevado precio de alquiler que tienen los locales del centro de Huesca, Acín explica que el Ayuntamiento no tiene competencias en eso y que son los particulares quienes deben decidir.

Comentarios