Opinión: Huesca en Bici ante la polémica del carril bici de Ramón y Cajal

Ante la polémica creada por la implantación del carril bici de Ramón y Cajal, queremos declarar:

Que apoyamos la actuación del Ayuntamiento en el marco del Plan de Movilidad, suscrito por todos los participantes en la Ponencia de Movilidad.

Que hemos pedido que se mejoren los accesos al carril bici y se señalice correctamente para evitar incidentes.

Que cualquier carril bici ha de emplazarse en la calzada o en lugares distintos de la acera, puesto que al peatón no se le puede seguir arrinconando.

Que siendo prescindible para buena parte de los ciclistas, es imprescindible para los escolares y patinadores, que también tienen derecho a salvaguardar su integridad física en el ejercicio de sus actividades.

Que los carriles bici en Huesca no se concibieron para el bienestar del ciclista sino para que las bicicletas no molestasen a los coches, creándose una dinámica de segregación que hay que romper a favor de la convivencia y la pacificación del tráfico mediante la implantación de las zonas 30.

Que mientras existan conductores agresivos habrá que habilitar espacios seguros para ciclistas y peatones.

Que conducir no es un derecho, sin embargo, la integridad física de las personas y la vida sí que lo son (Artículo 3 de la Carta de Derechos Humanos).

Que muchos de los que ahora protestan terminarán usando los carriles bici, según estamos comprobando en los últimos años.

Que los ciclistas y patinadores también pagamos impuestos y gastamos nuestro dinero en los comercios de la ciudad (los que van en coche suelen ir a las grandes superficies de Huesca y Zaragoza).

Por otro lado, invitamos a aquellos ciudadanos que se muestran contrarios que intenten cambiar sus hábitos de movilidad y comprobarán que caminar y pedalear es mucho más saludable que ir con el coche a todas partes, al mismo tiempo que contribuirán a mejorar la imagen de la ciudad y la consiguiente dinamización de la misma. La mayoría de los oscenses no podemos aparcar en la puerta de casa, por lo que no podemos considerar un agravio comparativo la supresión de plazas de aparcamiento.

La experiencia en otras ciudades parecidas a Huesca y más grandes que han apostado por el cambio de modelo de movilidad ha sido muy positiva para la ciudadanía en general, por lo que animamos al Ayuntamiento a que siga trabajando en la línea marcada por el Plan de Movilidad Sostenible.

Comentarios