El Gobierno de Aragón se ratifica en la reducción de depuradoras

El Plan Pirineos de depuración, que tenia previsto construir cerca de 300 depuradoras, se ha quedado en 270 actuaciones ya que de momento no se hará nada, tal y como ha señalado el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Modesto Lobón.

El director del Instituto Aragonés del Agua, Alfredo Cajal, en julio del año pasado ya anunciaba que en referencia al Plan Pirineos “se va a adaptar a la nueva realidad y se reducirá el tamaño de alguna depuradora”. Estas afirmaciones las realizaba en Biescas con motivo de la visita que realizaba en su periodo de pruebas de la estación depuradora de esta localidad, que será inaugurada la próxima semana y que da servicio al municipio de Biescas, siendo la primera del citado plan y que se ubica en el kilómetro 506 de la N-260.

Los planteamientos ahora son el llevar a cabo 29 depuradoras, de las cuales cuatro sean grandes y 25 pequeñas. Está previsto que el Ejecutivo rescinda los contratos de las cuatro zonas previstas y reformarlas para convertirlas en tres. La primera de ellas abarcaría el río Aragón, la segunda el Gállego, mientras que la última sería las relacionadas con el Ara, el Cinca y el Ésera.

El consejero cree que con este nuevo planteamiento, por valor de 91 millones de euros, se cubrirá la depuración de 20.000 habitantes de los 22.000 que tiene esta zona y se cubrirá una parte sustancial del Pirineo. Con respecto al Plan Especial de Depuración, Lobón ha explicado que de las 171 actuaciones previstas, 131 depuradoras y 40 colectores, se han hecho ya 100 depuradoras y seis colectores.

El concejero ha comentado recientemente, durante una comparecencia parlamentaria, acordada por la Junta de Portavoces a propuesta de IU, que las actuaciones se encuentran paradas porque la situación económica era distinta que cuando se plantearon los proyectos. Por lo que el ejecutivo Autónomo rescindió el contrato y volverá a licitar las obras ajustándose a las necesidades económicas y técnicas del momento actual.

Ha dividido el proyecto en tres subzonas, cuya inversión total ascenderá a 29 millones de euros. Se está en el proceso de información pública y en paralelo se trabaja en los estudios de viabilidad. La zona 3 es la que se encuentra ubicada en Ribagorza, Somontano, Cinca Medio y La Litera. En este caso está parado debido a que la concesionaria puso un contencioso, por no contar con a los suficientes terrenos para llevar a cabo la actuación. Mientras se resuelve este hecho en los tribunales, la Administración regional se prepara para la rescisión del contrato y volver a licitar una vez se conozca la sentencia.

Comentarios