CHA presenta una iniciativa para solucionar la contaminación de Inquinosa en Sabiñánigo

El diputado de Medio Ambiente de CHA, Joaquín Palacín, va a presentar una iniciativa para que se solucione el grave problema medioambiental que generan los residuos tóxicos y peligrosos de la antigua empresa Inquinosa en los vertederos de Bailín y Sardas, en Sabiñánigo. La propuesta se presenta este jueves a las 11’15h en la sede de Chunta en Huesca

Recientemente CHA exigía más medios para acabar con la contaminación por lindano en Sabiñánigo, tras conocer que un informe señalaba a la localidad serrablesa, como una de las zonas más contaminadas por pesticidas del mundo, junto con algunas zonas de India, Rumanía y Brasil.

Chunta Aragonesista explicaba “que el alarmante informe técnico parte del propio Gobierno de Aragón, que alerta de la contaminación de las aguas, superficiales o acuíferos, y de la limitación de medios”.

Por ese motivo, Joaquín Palacín presentaba una iniciativa en las Cortes para que aumenten los medios de descontaminación en los vertederos de Bailín y Sardas y “se solucione de una vez por todas un problema de décadas”.

Estos vertederos recogieron durante años, toneladas de depósitos ilegales de la empresa Inquinosa de Sabiñánigo, que fabricaba lindano, un insecticida posteriormente prohibido por su alta toxicidad para el ser humano y el medio ambiente. El informe, que ha sido publicado muy recientemente en Internet en una revista especializada, señala que, a pesar de que se está actuando para recoger los residuos líquidos y trasladar a un vertedero controlado la parte sólida, paliar completamente los problemas que genera la gran cantidad de persistentes sustancias contaminantes en la zona choca con un contexto de medios limitados.

El informe alerta del riesgo de contaminación de las aguas, tanto en la superficie –por ejemplo el río Gállego, que se localiza muy cerca- como en los acuíferos, y advierte que estos contaminantes tienen una alta capacidad de extensión. De hecho, el verano pasado, se detectó lindano mientras se redactaba el proyecto de la autovía A-23 en el tramo Sabiñánigo este-Sabiñánigo oeste, que obligó al Ministerio de Fomento a comenzar un nuevo procedimiento ambiental.

Comentarios