El sector primario resiste la crisis mientras que el industrial cae más de un 40% en la provincia

El sector primario es el único en la provincia donde aumenta el número de ocupados en el periodo 2008-2012. También se incrementa su porcentaje de participación en la economía junto al sector energético. Por el contrario, se produce una importante pérdida de empleo industrial. De 20.550 trabajadores en 2005 se pasa a 11.825 en 2012, lo que supone una reducción de más del 40%, mientras que a nivel nacional este descenso es de un 24%.   Éstos son algunos de los resultados obtenidos del estudio “Análisis del mercado laboral 2011-2012 en la provincia de Huesca”, elaborado por el Observatorio Socioeconómico. De él se desprende que es el sector primario el que mejor está resistiendo la crisis. Un sector que, unido al agroalimentario, ha supuesto el 42% del total de exportaciones altoaragonesas el año pasado.  Menos positivas son las cifras relativas al sector industrial, cuya pérdida de empleo ha sido significativa durante el periodo de crisis. Construcción y servicios, a pesar de que sigue perdiendo puestos de trabajo, la tendencia es similar a la aragonesa e incluso a la española.  Así, se ha detectado que los sectores que mejor están funcionando en el mantenimiento y potencial generación de empleo son aquellos vinculados con el territorio: primario, forestal, agroalimentario, energía-agua, así como ciertos tipos de turismo como el de nieve y de aventura. También destacan ciertas producciones industriales especializadas y en sectores exportadores relacionados con la metalurgia, plásticos e instrumentación médica.    

Comentarios