La Guardia Civil se hace con 50 kilos de hachís en un control rutinario

Hachis droga

En la madrugada del pasado día 15 de abril, la Guardia Civil de Huesca en un control rutinario en la carretera A-22 en término municipal de Nueno, dio el alto a un vehiculo de alta gama, en el momento de ir a identificar a los ocupantes del mismo, el vehículo salió del lugar a toda velocidad, saliendo tras el la patrulla de servicio y alertando a todas las patrullas en servicio.

Por parte de personal del Destacamento de Tráfico de Jaca y del Puesto de Biescas se instaló un dispositivo para dar el alto al vehículo, en la N-330 a la altura de la localidad de Hostal de Ipies, haciendo el conductor caso omiso, tanto a la señalización, como a las indicaciones de los agentes, teniendo uno de los Guardias Civiles que esquivar al vehículo para evitar ser arrollado y resultando lesionado en un pie, teniendo que ser atendido en Hospital Comarcal de Jaca.

El vehículo se dirigió al interior de la localidad de Sabiñánigo, iniciándose la búsqueda del mismo, siendo localizado sobre las 2’30 horas estacionado y cerrado en una calle de la localidad, trasladándolo al Puesto de la Guardia Civil de Sabiñánigo, donde por personal de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Huesca y Jaca, se inició un registro minucioso del vehículo, el cual dio como resultado la localización de dos maletas en su interior que contenían 50 kilos de polen de hachís.

Se continúan las labores de búsqueda de los ocupantes del turismo, por EDOA de Policía Judicial de Huesca se instruyen diligencias que junto con el vehículo serán puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Jaca.

Comentarios