La Junta de Personal no Universitario anima a matricular a los niños en un centro público

La Junta de Personal Docente no Universitario de la provincia de Huesca anima a todas las familias que estos días inician el proceso de escolarización de sus hijos q a que soliciten plaza en un centro público. Garantía, aseguran, “de calidad, igualdad y participación”. Recuerdan además que la enseñanza concertada es un servicio que “cubre una necesidad puntual de la administración ante unas carencias también puntuales y temporales”.

Muestran además “su estupor” por las declaraciones hechas por representantes de esta modalidad educativa asegurando que no son un negocio. Apunta la Junta que “basta con conversar con las familias que acuden a dichos centros para aprender sobre los múltiples caminos por los que se puede pedir dinero a pesar de estar pagados con el dinero de todos”.

Y en cuanto a la discriminación, afirman “discriminar, discriminan”, y ponen como ejemplo “el toque de atención” que ha dado a España la Unión Europea: el 80% de los alumnos inmigrantesvan a la escuela pública y el 20% a la privada, cifras extrapolables a Huesca.

En cuanto a las últimas novedades relacionadas con el bilingüismo, a su juiciop “la orden parece estar escrita sólo para ellos, dada la libertad de contratación de que disponen (eso sí, sin la garantía de procesos selectivos transparentes, o sea, oposiciones, que aseguren una educación de calidad). Si a la escuela pública se le ponen zancadillas y dificultades varias para acceder a programas y proyectos y a la privada se le escriben las órdenes a medida (no hay más que ver las proporciones en las que se han apuntado a esta vergüenza de programa de bilingüismo la pública y la privada), pues entonces sí se compite, y con deslealtad”.

Comentarios