Los productores y empresarios de la provincia serán el eje de la III Feria Agroalimentaria de Huesca

La Feria Agroalimentaria de Huesca pretende dar un giro de 180 grados en esta edición. La organización ha puesto el punto de mira en profesionalizar al máximo este certamen y concentrar al sector única y exclusivamente de la provincia, o al menos darles prioridad.   El programa de actividades y la lista de participantes falta por concretar, pero esta cita que se celerará los días 21, 22 y 23 de noviembre en el Palacio de Congresos tiene definida su declaración de intenciones. Los organizadores persiguen que los empresarios, productores y empleados del sector en la provincia se hagan con el protagonismo de la feria.   De este modo, se pretende fomentar la importancia de este sector para la zona. También se quiere combinar la especialización de la feria con guiños a la gastronomía y el turismo, que indirectamente, apuntan desde la organización, están ligados al éxito de este ámbito.    Este certamen pretende así satisfacer las necesidades del sector altoaragonés ofreciéndoles un escaparate en que darse a conocer, otra vía que puede abrir nuevas puertas. Además, habrá espacio para la divulgación sobre este ámbito con diversas actividades, como catas, degustaciones, talleres, maridajes.

Comentarios