Los encierros infantiles animan las mañanas de San Lorenzo

encierros infantiles Huesca San Lorenzo

Los encierros infantiles agotan a los cientos de niños que estos días de fiestas acuden a esta cita imprescindible para ellos. Se trata de una actividad que va por su cuarto año de celebración. Esta vez, cinco carretones de toro persiguen a los niños y los más lentos no se libran de alguna que otra embestida. Según los organizadores el último día de estos encierros depara sorpresas.   La plaza de San Lorenzo es el punto de partida a las 11:30 y en escasos minutos la multitud de pequeños y sus padres está ya en la plaza de toros. Allí, los carretones se fijan en los niños imbatibles y tratan de agotarles. Los pequeños viven un encierro al más puro estilo de las fiestas de San Fermín, y lo más importante es que ellos son los protagonistas. Tanto es así que cuando los carros desaparecen de la plaza, a los pequeños les falta energía para hablar.    Eso sí, cada día de nuevo encierro seguro que revolucionan la casa para no llegar ni un minuto tarde a la nueva persecución, donde la música, la carrera, los nervios y la diversión están aseguradas. Los padres tienen claro que con lo bien que se lo pasan, hay que volver.    Una actividad que se está convirtiendo cada vez más en una cita imprescindible de la agenda festiva y que pese al riesgo de la estampida que se forma en el Coso Bajo no ha habido ningún percance, más allá de algún cabezazo o cornazo.

Comentarios