Lérida cede al valle de Lierp, durante unos días, parte del patrimonio emigrado

Este fin de semana los vecinos del valle de Lierp tendrán ocasión de ver, por primera vez, en la iglesia del núcleo de Egea, dos cuadros que, permanecieron allí, hasta el siglo XIX, para pasar después al Museo de Lérida junto al resto de piezas de parroquias altoaragonesas. Tras varios meses de muchas negociaciones entre ayuntamiento, obispados de Lérida y Barbastro y museos de ambas localidades, estas dos pinturas, de autores anónimos, volverán, por tres días, a su lugar de origen.

Audio sin título

José María Ariño, alcalde del Valle de Lierp explicaba a Radio Graus, que ya en 2006, se intentó que esos cuadros pudieran admirarse en la iglesia de Egea. El reto se retomó hace unos cinco meses, negociando a cuatro bandas, con los dos obispados y los dos museos, para conseguir que los vecinos del valle pudieran ver esos cuadros.

Los dos cuadros, Jesús cura a un ciego y Castigo de Ananias en presencia de San Pedro, tienen unas dimensiones de 50x70 y, de viernes a domingo, se podrán ver uno a cada lado del altar mayor de la iglesia de Egea.

Ariño, insistía en que será la primera vez que, los vecinos del municipio, puedan ver estos cuadros y ponía el acento en el esfuerzo que, para sus antepasados, debió suponer poder adquirir estas pinturas.

El alcalde explicaba que ha sido necesario hacer un seguro, para que estas piezas puedan salir del Museo de Lérida, y exhibirse durante tres días, hasta el domingo en Egea.

José María Ariño matizaba que, este hecho, no tiene nada que ver con el litigio por el regreso de los bienes porque el único objetivo era que los vecinos pudieran ver lo que sus antepasados consiguieron.

Comentarios