Concedidas las becas Ramón Acín y Antonio Saura de la DPH para dos trabajos de investigación

reunión becas artes plásticas becas DPH

Antonio Lachós y Javier Broto son los nuevos becados de la Diputación Provincial de Huesca, el primero con la Beca Ramón Acín y la dedicada a la formación de los más jóvenes -hasta 35 años- es la Beca Antonio Saura. Este año han resultado ganadores dos trabajos que se centran en la fotografía y el territorio para plantear nuevas líneas de investigación en la creación de las artes visuales.

Por decimotercero año consecutivo la Diputación concede estas Becas de Artes Visuales, una línea de colaboración permanente con los creadores de la provincia que va a permitir a estos dos fotógrafos desarrollar sus propios proyectos artísticos, y para lo que van a contar con una dotación global de 18.000 euros. El objetivo no es otro que el de fomentar la creación artística, y contribuir a la formación y la investigación.

Antonio Lachós va a comenzar un proyecto artístico que recoge un completo estudio fotográfico centrado en las cuevas y rocas matriciales. En la provincia de Huesca se contabilizan en la actualidad más de 30 manifestaciones de piedras fecundales en los ríos Flumen y Alcanadre, y en la Sierra de Guara y Monegros, lo que da lugar a una situación única en el mundo ya que en ningún otro sitio existen con la misma concreción geográfica que en estos lugares.

Nacido en Belver de Cinca, Antonio Lachós Roldán es licenciado en Comunicación Audiovisual, diplomado en Magisterio y se dedica profesionalmente a la fotografía desde hace una década cuando finalizó sus estudios en la Escuela de Arte de Huesca, durante la que ha participado en más de una decena de exposiciones en su trayectoria, talleres de diversa naturaleza y alguna publicación (Estos días azules).

En el trabajo documentará estos lugares de gran importancia antropológica, y su objetivo final es contribuir al estudio del paisaje como elemento configurador de un territorio y como medio para conocer la historia, la memoria y el olvido. Algo que, para Lachós, “supone un acercamiento a lo desconocido que la propia naturaleza nos brinda mil años después de su realización”, de la misma forma que al mirar su representación fotográfica “el espectador está obligado a la reflexión”.

El proyecto, que el autor ha querido denominar Piedra creadora, consiste en la catalogación de los lugares mediante fotografías en gran formato siendo de esas creaciones milenarias, y será contemporáneo en cuanto a la tecnología y a la utilización de herramientas de difusión actuales con la creación de una web de carácter documental con imágenes del paso de las estaciones y sonidos de los lugares.

El segundo de los trabajos, éste como ganador de la Beca Antonio Saura, plantea una línea de investigación basada en el paisaje y el territorio desde el acto de caminar y quien lo firma es Javier Broto. De 31 años, este oscense desarrolla desde 2004 su actividad laboral en Imagia Fotográfica que compagina con otros trabajos para diferentes empresas y medios, y con proyectos de carácter personal. Al igual que Antonio Lachós, forma parte de esa nómina de profesionales que salen de la Escuela de Artes de Huesca.

En concreto la beca abarcará la realización del máster universitario en Fotografía y Arte de la Universidad Politécnica de Valencia, junto a dos estancias de investigación en el Observatorio de Paisaje de Cataluña (Olot) y en la Fototeca de la DPH.

Lo que propone Javier Broto Hernando es caminar el territorio, en este caso el de la provincia de Huesca, tomando la fotografía como herramienta de expresión, lo que él mismo califica: “una cartografía emocional y subjetiva del territorio”, y para lo que se fija en los pirineistas Lucien Briet o Ricardo Compairé, las obras de Richard Long y Hamish Fulton, y artistas más recientes como Bernard Plossu o la fotografía de Enrique Carbó.

Comentarios