Pablo Hermoso de Mendoza impresionante en Barbastro, cuatro orejas y un rabo

rejones barbastro

El rejoneador, Pablo Hermosa de Mendoza, fue el triunfador al cortar cuatro orejas y un rabo, en la corrida de rejones celebrada este domingo, en la plaza de toros de la ciudad del Vero con motivo de las fiestas mayores en honor a la Natividad de Nuestra Señora. Roberto Armendáriz también salió por la puerta grande al cortar dos orejas a su primero y Manuel Manzanares se llevó un trofeo.

Pablo Hermoso de Mendoza: dos orejas y dos orejas y rabo; Roberto Armendáriz, dos orejas y ovación y vuelta al ruedo; Manuel Manzanares, oreja y ovación. Se lidiaron toros de Antonio Bañuelos, bien presentados y con casta, excepto el tercero. El mayoral de la ganadería Francisco de Jesús Afonso salió a hombros por el buen juego que dieron los toros. Más de media entrada en la plaza de toros de Barbastro.

Pablo Hermoso de Mendoza volvió a demostrar en Barbastro que para él no hay tardes de transición y cada vez que sale al ruedo se entrega al máximo. En el primero estuvo muy centrado con Manolete y Pirata y donde no llegaba la fuerza del astado llegó el saber estar de Pablo Hermoso. Al primero le cortó las dos orejas. En el segundo de su lote con Disparate, Viriato y Churumay realizó una lidia muy completa en todas las suertes y se llevó las dos orejas y el rabo.

Roberto Armendáriz con Grano de Oro, Delirio y Cristal estuvo a un gran nivel en el primero de su lote demostrando estar en un buen momento. Desarrolló una buena lidia y consiguió dos orejas. En su segundo toro con Prometido, Delirio y Polvorilla realizó una buena lidia pero no estuvo acertado con el rejón de muerte. El público le agradeció el esfuerzo con una gran ovación y vuelta al ruedo

Completó el cartel, Manuel Manzanares, que no tuvo suerte con su lote. Al primer toro le costó seguir al caballo y el público reconoció su esfuerzo pidiendo una oreja que le fue concedida. En el segundo no se encontró cómodo y no estuvo acertado a la hora de matar. El público lo despidió con una ovación.

Comentarios