La peatonalización de Huesca echa a andar

Huesca afronta este sábado, desde las 8 de la mañana, el cierre definitivo al tráfico del centro de la ciudad. Habrá un período de prueba para que los ciudadanos se vayan acostumbrando, en el que no se sancionará. Tampoco las cámaras de control de acceso a las zonas peatonales están en marcha. Sí están señalizadas y se colocarán unos maceteros para delimitarlas, aunque estos no impedirán el paso de vehículos. La Policía Local se situará en los cruces afectados para regular el tráfico e informar a los conductores.

También se hacen efectivos, este sábado a la misma hora, los cambios de circulación. Las calles Cabestany, Cavia, Gil Cávez, Tarbes y José María Lacasa pasan a ser de una sola dirección. Esto conlleva la ubicación de nuevos semáforos, que ya se han colocado, y el pintado de la nueva señalización horizontal, algo en los que se trabaja estos días.

Otro paso importante ha sido la creación de nuevos carriles bici con el objetivo de cerrar una red ciclista. En la actualidad hay más de 14 kilómetros. Por las calles peatonales, las bicis podrán circular. Siempre de forma cívica y respetando al peatón, explica el concejal de movilidad, Gerardo Oliván.

Paralelamente, se ha señalizado la nueva zona azul que se extiende por distintas calles hasta alcanzar más de 1.000 plazas de aparcamiento. La zona azul se sitúa en el perímetro de la zona peatonal. Una parte de avenida Pirineos, avenida Monreal, calle del Parque, Joaquín Costa, Tarbes, Vicente Campo o la plaza Santa Clara pasan a ser de pago. Hasta que no se coloquen todos los parquímetros el pago todavía no se hace efectivo.

En lo que se refiere a las nuevas calles peatonales, de momento, se ubicarán las señales en las entradas pero no las cámaras, que se irán colocando conforme avance el proceso y la gente se vaya habituando a los cambios. Se tienen que instalar 18 cámaras de lectura de matrícula, 10 de entrada y 8 de salida.

CAMBIOS EN EL TRÁFICO

Las calles José Gil Cávez y Tarbes pasan a ser de única dirección, la circulación será en la dirección hacia la Plaza Santa Clara. Las calles Cabestany y Cavia pasan a ser también de único sentido, la circulación será en dirección hacia la Avda. Martínez de Velasco y Baltasar Gracián.

Por su parte, la calle José María Lacasa igualmente pasa a ser de sentido único. En este caso, la dirección pasa a ser hacia la Avenida Ramón y Cajal.

Comentarios