El rector Manuel López propuso que hablasen los alumnos en la apertura del curso pero el Ministerio lo rechazó

El acto de apertura del curso universitario que se iba a celebrar este lunes en Zaragoza pretendía ser un acto donde pudiesen hablar todos los representantes de la comunidad educativa. La presencia de los Príncipes y del Ministro Wert había levantado expectación, y finalmente se decidía suspenderlo para evitar posibles incidentes. Según ha sabido Radio Huesca Digital, el rector Manuel López propuso al Ministerio de Educación que los alumnos tuviesen también unos minutos para hablar en el acto, y evitar que boicotearan de alguna manera la intervención de Wert. Desde protocolo del Ministerio les dijeron que no, que sólo iban a hablar los que habían previsto. Estas condiciones pudieron ser una de las razones para suspender el acto.

Este año también habían cambiado las invitaciones. Eran nominales, personalizadas e intransferibles, invitando sólo a los portavoces de los partidos políticos, en el caso de IU Patricia Luqin. No podían ir por lo tanto otros diputados, que en años anteriores si que iban, y que también son representantes de los ciudadanos, elegidos democráticamente. Por lo tanto no podían ir los diputados de la comisión de educación. Este año tampoco se había invitado por ejemplo al Consejo Social Universitario, por lo que no iba a ser un acto donde tuviesen cabida todos los representantes de la Universidad.

Considera Luis Arduña, de IU Huesca La Hoya, que el rector Manuel López tenía que haber dicho que se suspende por que no iba a ser un acto donde tuviesen cabida todos los representantes universitarios, y no por miedo a los incidentes, que según Arduña no iban a pasar de camisetas verdes, alguna chapa o pin, protestas, pero nunca actos de violencia.

Comentarios