Proliferan las bicis, la convivencia entre vehículos debe afinarse

Coso Peatonal bicicletas

Desde que el centro de Huesca está cerrado a los coches, hay más oscenses que han decidido usar la bicicleta en sus trayectos cortos. Proliferan las bicis, pero ello ha hecho que la convivencia entre ambos vehículos se haga más difícil. La Asociación Huesca en Bici ha señalado algunos “puntos negros” peligrosos, y también recuerda que el peatón tiene prioridad en zonas peatonales y que los nuevos ciclistas deben conocer la normativa.

Una bicicleta es un vehículo, y como tal, se guía por la normativa de tráfico que usan los coches. No puede cruzar un paso de cebra ni circular por las aceras. Cuando cae el sol debe usar luces (delantera y trasera), a falta de intermitentes hay que señalizar con el brazo hacia dónde nos dirigimos y siempre estar pendiente del resto de vehículos y peatones.

En cuanto a los coches, deben saber que una bicicleta es un vehículo más, y que deben respetar la prioridad en los mismos casos. Un ejemplo se da en las rotondas: si hay un carril bici a la derecha, tiene prioridad para entrar a circular. En cuanto a los carriles bici, la Asociación asegura que en muchos casos no son obligatorios, y que una bicicleta que no vaya de paseo puede circular por la calzada.

Las incorporaciones a las rotondas, el carril bici de Avenida Danzantes, que se comparte con peatones, el ciclo carril de la calle del Parque, los aparcamientos demasiado cercanos al carril o los baches que tiene la calzada son algunos de los “puntos negros” para las bicicletas. La Asociación entiende que se van a ir mejorando como en la acera de la calle Gil Chávez, donde un tramo de acera y paso de cebra será para bicicletas y así se deberá señalizar. Hasta que los oscenses se acostumbren, el sentido común es la principal norma para circular con cualquier vehículo.

Comentarios