Los alumnos del CRA de Lalueza conocen la vendimia en Monegros

En una de las excursiones que organiza el CRA Monegros-Hoya con sede en Lalueza, este lunes y coincidiendo con la temporada de la vendimia, el alumnado de infantil y primer ciclo de primaria visitaba una bodega de Lanaja y su campo para conocer el proceso de recolección de la uva. Además, visitaban el pozo de hielo de Lanaja para conocer cómo se guardaba y comercializaba en esta zona.

El centro elegía una viña de la localidad de Lanaja, propiedad de la bodega Dcueva. Fernando, el propietario explicaba a los niños y las niñas un montón de cosas referentes a la vendimia, a las variedades de uva, a la forma de recolectarla... etc, etc. Todos juntos vendimiaban las últimas cepas que quedan en la viña. Eran todas de uva blanca (garnacha). También juntos, y subidos en el remolque, recogían las cestas de uva que estaban desperdigadas por la viña.

Como buenos vendimiadores, almorzaban en el campo, ya que la mañana era propicia para disfrutar de la buena temperatura y del sol de Monegros. Desde allí, siguiendo el propio camino de los racimos de uva, se desplazaban a las instalaciones de la bodega Dcueva, en el pueblo de Lanaja. Una bodega pequeña, muy familiar, muy artesanal y también acogedora. Allí, Fernando seguía explicando todo el proceso que se sigue en la fabricación del vino: cómo obtener el mosto, primero con la despalilladora y después con la prensa; cómo pasarlo a los depósitos para que fermente; cómo llevarlo a las barricas... Los chavales aprendían un montón de vocabulario específico de estas faenas, y además probaban el mosto que obtenían de las uvas que ellos mismos habían vendimiado.

Comían en el colegio de Lanaja y después visitaban el pozo de hielo. Cayetano, un maestro jubilado que vive en Lanaja, les enseñaba esta instalación que se utilizó durante muchos siglos para almacenar y comercializar hielo. La construcción es impresionante, y todo lo que Cayetano les contaba también. Se trasladaban en el tiempo, a los años en los que no existían los frigoríficos y era necesario el hielo para un montón de cosas: para curar heridas, para conservar alimentos, para enfriar las bebidas... Por eso existieron estos grandes pozos que se pueden admirar.

Comentarios