El Gobierno de Aragón estima que la economía aragonesa crecerá un 0,7% en el año 2014

La estimación de crecimiento del PIB en Aragón para 2014 se sitúa en el 0,7%. En consonancia con el entorno nacional y europeo, la economía aragonesa desaceleraba su ritmo de contracción en el segundo trimestre de 2013. El mercado de trabajo seguía deteriorándose, aunque la evolución a lo largo del segundo trimestre fue sensiblemente mejor a la de los tres primeros meses del año, mientras la inflación se suavizaba.

El Producto Interior Bruto de Aragón anotó una variación interanual negativa del 1,5% en el segundo trimestre del año, seis décimas menos intensa que la registrada el trimestre anterior y ligeramente mejor a la variación anotada en el conjunto de España (-1,6%). De acuerdo con las estimaciones realizadas por el Instituto Aragonés de Estadística (IAEST) sobre los datos de la Contabilidad Nacional Trimestral de España elaborada por el INE.

El consejero de Economía y Empleo del Gobierno de Aragón, Francisco Bono y el director general de Economía, José María García han presentado el Boletín Trimestral de Coyuntura Económica correspondiente al segundo trimestre de 2013.

Esta contención en el deterioro del PIB en Aragón fue consecuencia de una mejor marcha de todos los sectores productivos, siendo la industria manufacturera la que anotaba la mayor mejora.

Atendiendo a los componentes de la demanda, el consumo privado y la inversión en maquinaria y equipo también mejoraban su evolución, al contrario de lo que hacía la inversión en construcción, que acentuaba su deterioro. Por su parte, el sector exterior continuaba contribuyendo positivamente a la evolución del PIB.

En efecto, según la información procedente de Aduanas, el saldo comercial se situó en 495 millones de euros en el segundo trimestre de 2013, ligeramente por encima del superávit del trimestre anterior, gracias a la mejor evolución de las exportaciones –que crecieron un 8,2% interanual en términos corrientes-, ya que las importaciones aceleraron su ritmo de crecimiento, hasta el 16,7% interanual.

En sintonía con la evolución económica, el mercado laboral aragonés registraba un deterioro en el segundo trimestre de 2013 sensiblemente inferior al observado en el primer trimestre del año. De hecho, a lo largo del segundo trimestre del año la ocupación anotaba una caída notablemente menor a la experimentada durante los tres primeros meses del año, lo que unido a que la población activa disminuía en mayor proporción, daba como resultado un descenso en el número de desempleados. Con ello, en el segundo trimestre del año la tasa de paro se reducía en medio punto porcentual en Aragón, hasta el 21,9% de la población activa, y mantenía un diferencial positivo con el dato del conjunto de España (de 4,4 puntos), donde la tasa de paro se situó en el 26,3% de la población activa.

Comentarios