Un nuevo ayuntamiento, proyecto de Loporzano para las obras de restitución de Montearagón

Loporzano

La larga espera para recibir la financiación prometida por el plan de restitución del embalse de Montearagón ha hecho que, a juicio del alcalde de Loporzano, Jesús Escario, hayan cambiado las prioridades. Uno de los nuevos proyectos que el primer edil de la localidad quiere que cubra la financiación del plan de restitución es el de la construcción de un nuevo edificio de la casa consistorial “porque no es muy funcional”. Todavía no es un proyecto firme y la financiación lleva muchos años “haciéndose de rogar”.

Han pasado 9 años desde que se aprobaron las obras de restitución por el embalse de Montearagón y no se ha hecho prácticamente nada. De todas formas Jesús Escario asegura que no tiene grandes quejas porque “con las posibilidades que tienen se están haciendo cosas”. A pesar de ello, le gustaría tener un compromiso de la CHE para poder planificar y priorizar las obras.

El plan tiene unos 30 millones de euros de presupuesto de los que sólo se ha usado un pequeño porcentaje. En el municipio de Loporzano se han llevado a cabo mejoras en el camino entre San Julián y Apiés, la construcción de la carretera entre Chibluco y Fornillos, nuevas redes de distribución de agua en Chibluco, San Julián y Barluenga, y en éste último tambiñen la mejora del edificio social.

Siguen pendientes otras obras como el condicionamiento de la carretera HU-V3302 desde Loporzano a Barluenga, la iluminación y pavimentación de éste núcleo y la recuperación de su cementerio además de la construcción de una báscula. En la lista de proyectos que esperan también está la petición de una depuradora para Chibluco o la mejora de las calles de San Julián. En cuanto a patrimonio histórico, Jesús Escario habla de la ermita de San Miguel y recuerda que se debe volver amontar un puente que se desmontó para las obras del embalse.

Comentarios