La división de opiniones entre los vecinos por la nueva azul marca esta semana

Los ciudadanos veían este lunes cómo muchos usaban por primera vez los nuevos parquímetros. La nueva zona azul se convertía en un servicio de pago, y mientras algunos vecinos cargaban contra el planteamiento de extender este tipo de vía a calles como Av. Pirineos. Unos creen que es “lógico que se hayan incorporado nuevas calles como aparcamientos de zona azul ya que se han eliminado de los Cosos”, otros en cambio consideran que “la sustitución ha sido desproporcionada”.   Recordamos que ahora la tarifa mínima es de 20 céntimos y la máxima, de 2,60 Euros, permite estacionar durante tres horas. El número de matrícula, eso sí, debe aprendérselo o apuntárselo quien vaya a utilizar este tipo de aparcamientos porque los parquímetros requieren este dato para sacar un recibo. El pago puede efectuarse en efectivo (solo monedas, no acepta billetes), con tarjeta de crédito o a través de una aplicación de teléfono móvil; más adelante, además, podrá hacerse mediante tarjeta ciudadana.    La anulación de la multa por exceso de tiempo es de cinco euros, de diez si se carece del ticket. Con la división de opiniones ciudadanas se despide el periodo de adaptación que se había establecido para que los conductores se acostumbraran a este nuevo modelo de ciudad.

Comentarios