El PSOE acusa al PP de mentir con la creación de los nuevos equipos ROCA en Huesca y Teruel

La portavoz socialista en la Comisión de Política Territorial e Interior, Carmen Sánchez, ha acusado al PP de “mentir” con la puesta en marcha de nuevos Equipos Roca en Huesca y Teruel. Sánchez considera que, a pesar de lo que han dicho los populares, en Huesca y en Teruel no hay más efectivos, ni aumento de plantilla, como sí los hay en otras provincias como Soria con índices de delincuencia parecidos, y ha lamentado que prefieran mentir y marear la perdiz antes de reconocer que estos equipos especializados no han llegado a estas provincias, ni se les espera.

La diputada socialista considera que una cosa es que el PP saque la cara por el Gobierno de Rajoy constantemente, aunque perjudique a los intereses de los aragoneses y otra cosa es que no decir la verdad por defender las actuaciones de Madrid.

Sánchez reta al PP a presentar los nuevos efectivos de los equipos Roca si de verdad existen en ambas provincias. Añade que, si el PP defiende que estos equipos ya están actuando en Huesca y Teruel, lo más lógico es que los dieran a conocer, sobre todo, ante la preocupación existente sobre la seguridad en los pueblos pequeños y en las explotaciones ganaderas de su entorno, pero también para que las propias Comandancias de la Guardia Civil sean conscientes de su existencia, ironizaba, al recordar que la propia Asociación Unificada de la Guardia Civil en Teruel haya negado que estos agentes existan más allá del papel. Temen que la única medida que se haya adoptado sea la de organizar patrullas con los agentes que ya están destinados en la provincia, ya sean del Seprona o recortándolos de otras unidades.

Carmen Sánchez recordaba que el pasado 6 de noviembre el PP se quedó solo en la Comisión, con su voto en contra, ante una iniciativa del Grupo Socialista –que fue incluso apoyada por el PAR—en la que se pedía la implantación de estos equipos especiales de lucha contra los robos en el medio rural en ambas provincias. Añade que el PP anunció que esos efectivos ya estaban operando en Teruel y Huesca, contradiciendo las declaraciones del delegado del Gobierno de Aragón, quien unos días antes había dicho que no se iban a implantar en esas provincias, porque no pasaban la media en índices de delincuencia.

Comentarios