La 'Gran Recogida' del Banco de Alimentos apunta a que habrá cifras "muy positivas"

La llamada ‘Gran recogida’ es una campaña que en estos momentos se está llevando a cabo en toda España, promovida por los diversos Bancos de Alimentos. En el caso de Huesca, las impresiones, ya que todavía no hay datos concretos de cantidad de alimentos recogidos, son “muy positivas”, según señala el presidente del Banco de Alimentos de Huesca, José María Solanes; ya no solo por la cantidad, sino por la “participación ciudadana”.    La implicación de los voluntarios es una de las cuestiones que más se valora en el banco de Alimentos y señalan que en esta edición está siendo prácticamente inmejorable; eso sí, esta campaña trata de abarcar toda la provincia, y en determinadas localidades y municipios se han quedado sin voluntarios que se encarguen de la recogida.   En este sentido, Solanes cree que la campaña podría tener mucho más éxito si se cubriera totalmente todo el territorio. No obstante, un dato que puede servir como referencia es que durante la mañana del sábado se recogían en torno a 2.000 kilos de productos alimenticios. Todo lo recogido se destina a las familias que pasan por situaciones difíciles y no tienen sus necesidades básicas garantizadas, entre ellas la fundamental: la alimentación.   En cualquier caso, el deseo de Solanes, más que resulte una campaña récord, es que “desaparezca la crisis económica, se restablezca la normalidad y los ciudadanos en situación de necesidad vuelvan a tener recursos, y así los bancos de Alimentos no tengan ningún sentido”.