El PAR pide la modificación de la Ley de Seguros Agrarios y el rechazo total a proyectos de trasvase

El Grupo del Partido Aragonés en las Cortes, consciente del serio problema que constituyen los robos y hurtos en las explotaciones agrarias y ganaderas por afectar a la seguridad de las personas y a las consecuentes pérdidas económicas, ha presentado una iniciativa que se debatirá este lunes en la Comisión de Agricultura de las Cortes en la que insta al Gobierno de Aragón a que se dirija a Madrid para que promueva cuanto antes la modificación de la Ley de Seguros Agrarios Combinados y la normativa derivada, para que se puedan incluir como riesgo asegurable las pérdidas y daños ocasionados por hurto o robo en explotaciones agrarias y ganaderas. También presentará otra propuesta para mostrar el rechazo total a cualquier proyecto de trasvase del Ebro.

Por lo que respecta a la modificación de la Ley de Seguros Agrarios, el PAR señala que de esta manera se posibilita que la contratación de dichas pólizas goce de la correspondiente subvención tanto de la administración general como de la autonómica. El Partido Aragonés recuerda que La actual Ley de Seguros Agrarios Combinados no incluye como riesgo asegurable las pérdidas y daños ocasionados por hurto o robo, lo que imposibilita que la contratación de las pólizas goce de la correspondiente subvención tanto de la administración general como de la autonómica.

Por otro lado, el Grupo del PAR ha presentado en las Cortes una segunda propuesta para que el Parlamento vuelva a mostrar su rechazo “frontal y absoluto” a cualquier proyecto de trasvase de agua de la Demarcación Hidrográfica del Ebro a otras cuencas. Así, insta al Gobierno de Aragón a seguir velando por evitar estas transferencias, tal como mandata el Estatuto de Autonomía de Aragón, y a que se dirija a la Administración General del Estado para que garantice que cualquier actuación hidráulica que se realice en la Demarcación del Ebro vaya destinada única y exclusivamente a los fines previstos en el Plan Hidrológico, siempre dentro del ámbito territorial de la demarcación, y que de ningún modo se transfieran caudales a otras cuencas ni se utilicen infraestructuras para ello.

El PAR, que valora la especial sensibilidad y contundencia en la defensa del agua del pueblo de Aragón y de sus instituciones, amparadas en el Estatuto de Autonomía y en la legislación vigente, ha presentado esta proposición al tener conocimiento de las noticias publicadas en medios de comunicación que informaban de futuras actuaciones hidráulicas en la comarca de Els Ports, en la provincia de Castellón, dentro de la demarcación hidrográfica del Ebro. Al hilo de esta información se señalan fuentes de la Generalitat valenciana que apuntan a que estas actuaciones pueden ser la base para el inicio de futuras obras de transferencia de caudales, esta vez ya fuera de la demarcación del Ebro. Dichas informaciones, señala el Partido Aragonés, coinciden en el tiempo con otras del presidente de Murcia que pretendía ridiculizar los datos del Plan Hidrológico de la Demarcación del Ebro que constatan el carácter deficitario de la cuenca.

El pasado mes de noviembre el Grupo del Partido Aragonés también llevó su rechazo a los trasvases al Parlamento. El vicepresidente del PAR y portavoz en las Cortes, Alfredo Boné, instó en el pleno a que el Gobierno de Aragón “adopte todas las medidas necesarias” para dejar sin efecto dos disposiciones finales de la nueva ley de evaluación de impacto ambiental que facilitan los trasvases de agua.