La Asociación Huertos Vivos de Huesca presenta sus alegaciones al PGOU

La Asociación Huertos Vivos de Huesca se ha reunido en asamblea para concretar las alegaciones que presentará al Plan Especial de Desarrollo del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) que persigue regularizar las casetas de ocio construidas en el entorno de Salas. Una de ellas es que la separación entre las edificaciones sea de 0 metros para aquellas que ya están hechas.   El portavoz de Huertos Vivos, Arturo Pueyo, explicaba que “si los vecinos afectados están de acuerdo no tiene sentido llevar a cabo reformas”.   Así mismo, solicitan poder hacer una división en el interior de la caseta que sirva como vestidor para guardar la ropa del huerto. La asociación pedirá, además, que se aclaren algunas cuestiones del documento que consideran ambiguas.  Desde la asociación señalan que en torno al 50% de las casetas podrían legalizar su situación sin problemas. Y sería alrededor de un 20% las que podrían tener más dificultades para su adaptación a la normativa. No obstante, recuerdan que muchas de ellas llevan construidas más de 15 años y, por tanto, podrían seguir en precario, ya que el delito ha prescrito.

Comentarios